Tecnología y Social Media 


¿Qué ventajas tiene el cine digital?

Las ventajas del cine digital.Desde la introducción de la tecnología digital en la cinematografía, su crecimiento ha sido constante y cada vez más importante, llegando en algunos casos a sustituir al celuloide como formato que registra la imagen. Sin embargo, no todas las voces han sido favorables al cambio, y hoy en día se mantiene la discusión tanto entre los profesionales como entre los espectadores. Poco a poco, el cine digital ha mostrado las principales diferencias que veremos a continuación, y que le han hecho ganarse un buen respaldo de cara al futuro del cine.

Una de las consecuencias más directas es la comprobación in situ. Esto es, que la filmación con cámaras digitales, que incorporan pantalla propia y que pueden conectarse a un monitor, permite al director visualizar y comprobar cada toma en el mismo instante y lugar, algo que no ocurre con la filmación en celuloide, cuyos resultados sólo pueden verse tras el revelado del negativo en laboratorio,     existiendo un claro riesgo en este sentido.

Otra facilidad ha venido directamente de la naturaleza del formato, pues al ser en el caso del digital archivos informáticos, su almacenamiento y transporte se diferencian bastante, por su óptima simplicidad, de la cuidadosa conservación de cada bobina de película en el caso del cine ”convencional”. También supone ahorros en cuanto a costes de material, pues al prescindir de la película de negativo, se pasa directamente a la edición sin necesidad de revelar ni digitalizar previamente el material. Un acceso más fácil y barato a la tecnología digital ha implicado asimismo cierta democratización del audiovisual, para proyectos que no cuentan con gran presupuesto.

Algunos cineastas famosos como Lars von Trier o James Cameron se han decantado definitivamente por el cine digital, pero sus detractores argumentan que la calidad del celuloide es aún insuperable, algo que con los avances de la tecnología digital está cambiando.  No obstante, la película de negativo se ha mantenido como un formato duradero y único, que no necesita actualizarse, frente a la gran diversidad de formatos que supone el universo digital. 

Pero en definitiva, actualmente ambas propuestas conviven y se combinan en cada proyecto cinematográfico, y todo este proceso debería percibirse más bien como una transición en el cine, que ha tenido que reinventarse más de una vez, como por ejemplo tras la introducción del sistema sonoro en los años 30 o el surgimiento de la televisión en los años 50.

 

Via| El Ojo que piensa

Más información| Claqueta

Imagen| Itu Cine digital, Rodaje ”El Hobbit”

RELACIONADOS