Cine y Series, Cultura y Sociedad 


Tu cita con el cine francés

Durante los días del 18 al 21 de junio se ha celebrado en Madrid la 2º edición del certamen Tu cita con el cine francés. Esta iniciativa de Unifrance es una muestra inequívoca de la vigencia del cine francés y del apoyo de las instituciones de este país para esta industria que tiene la categoría de fenómeno cultural protegido.

Desde los Hermanos Lumière (inventores del cinematógrafo), pasando por la Nouvelle Vague (que nos descubrió el cine de autor), los Cahiers du Cinema (que dignificaron la labor del crítico de cine y que nos descubrieron multiples directores olvidados o ninguneados) , el Festival de Cannes (como plataforma para otras cinematografías) hasta el reconocimiento de Francia como país de asilo y refugio para directores de varias nacionalidades, nadie discute hoy en día la importancia de la participación de Francia en el nacimiento y consolidación del 7º arte.

Aunque es difícil competir con los blockbusters de las majors y multinacionales del cine sobre todo de EEUU, Francia ha sabido encontrar un espacio en el hecho cultural diferenciado de sus películas. Gracias a ello las pantallas españolas reciben con cierta asiduidad producciones de nuestro país vecino.

Un repaso por la cartelera reciente de nuestros cines nos muestra la variedad de la oferta del cine francés.

Viaje a Sils Maria del afamado director Olivier Assayas interpretada por Juliette Binoche y Kristen Stewart es un ejemplo de cine intimista con una preocupación especial por los personajes complejos y un mimo por los actores. Su director debe su reputación a películas como Después de Mayo (2012) sobre los efectos la revuelta de mayo del 68 o Carlos (2010) película y serie de televisión basada en el famoso terrorista.

No molestar es una comedia de Patrice Leconte. A pesar de ser una comedia liviana, su director posee un soberbio palmarés con películas como Mr Hire (1989), El marido de la peluquera (1990) o La chica del puente (1999).

Suite francesa basada en un best seller de Irene Nemirovsky es un ejemplo de coproduccion con proyección internacional.

Desde las películas de Louis de Funes hasta el taquillazo de Intocable (2011) la comedia es un género que ha cosechado grandes éxitos de público tanto en Francia como a nivel internacional.

Samba

Samba

Eric Toledano y Olivier Nakache, los directores de esta última película han intentado repetir el éxito con la reciente Samba. The Artist, ganadora de 5 Oscars en 2011 no deja de ser una amable y sofisticada comedia.

Francia también ha sido y es cuna del cine podríamos étnico. Lo demuestran películas recientes como Camino a la escuela o Timbukktu que revindican culturas muy diferentes a la nuestra.

El thriller o el cine negro tienen una gran tradición en el cine francés. Truffaut, gran admirador de Alfred Hitchcock nos brindó la soberbia La Sirena del Mississippi ya en 1969. Claude Chabrol y Jean Pierre Melville son los dos exponentes máximos de esta corriente de directores que tanto éxitos ha dado a la cinematografía francesa. El primero retrató como nadie la vulgarización del crimen dentro del contexto de la burguesía francesa de provincia. El segundo es un ejemplo de cómo se impregnó el cine negro del existencialismo de la posguerra. Herederos de este cine hemos visto estos últimos años la desconcertante El desconocido del lago (2013), la brutal Les Lyonnais (2011) o la apasionante No se lo digas a nadie (2006).

Luc Bresson, director, guionista y productor es un ejemplo del cine francés de calidad, comercial y con vocación internacional. Su presentación internacional fue con El Gran Azul (1988) y se consolidó con la trepidante y violenta Nikita (1990). Su contribución a la ciencia ficción tiene un hito con El quinto elemento (1997) muy influenciado por el comic francés una impactante estética visual. La figura del asesino solitario ha sido retomada en dos ocasiones con la fascinante El profesional (1994) y con la disparatada pero entretenida Lucy (2014).

Lucy

Lucy

También es el autor de las películas de animación Arthur y los Minimoys (2006) y de su continuación de 2009. Como productor es el responsable de la saga Transporter.

Mención aparte hay que destacar la contribución de Francia a la consolidacion de compositores de bandas sonoras que ya forman parte de la historia del cine. Bruno Coulais, Georges Delerue, Alexandre Desplat, Maurice Jarre, Michel Legrand, Francis Lai, André Previn son sólo algunos ejemplos de este  pasado y futuro de la música de cine.

Vía| Fotogramas, Filmaffinity

Imagen| Tu cita con el cine francés, Samba, Lucy

RELACIONADOS