Derecho Penal, Jurídico 


‘The Reader’ y la deshumanización del Derecho

Uno de los temas principales a tratar es la “deshumanización del Derecho”: cuando el Derecho se olvida del hombre y no se aplica al servicio de éste. Aunque se sigan cumpliendo otros principios, tales como seguridad jurídica, confianza legítima, legalidad, proporcionalidad… se pueden llegar a las aberraciones cometidas en la Alemania Nazi. La clave fue la pérdida de los valores principales que todo ordenamiento jurídico debe tener: el respeto a la vida y al ser humano, y que deben estar por encima de cualquier otro principio o valor.

archivos_imagenes_peliculas_k_kate-winslet-the-reader-1

Película The Reader

Según afirmaba Aristóteles, “el hombre es la medida de todas las cosas”. Así mismo podemos encontrar otras similitudes con esta afirmación en el Evangelio, donde se cita textualmente: “No se ha hecho el Hombre para el Sábado, sino el Sábado para el Hombre”. Tales, vienen a dotar al hombre como punto de referencia. Es por ello que la ley debe estar dotada de humanidad; la ley se debe redactar para el hombre, y que ésta sirva para la convivencia del ser humano en sociedad y puesta al servicio del hombre. Si esto se cumple, se evitarán futuras catástrofes.

Hay una jurisprudencia de nuestro Tribunal Supremo de alrededor de los años 30, que viene a defender esta idea, expresando: “La justicia no se satisface con la fría aplicación de los preceptos legales, pues a estos hay que dotarlos de calor de humanidad”.

Por otro lado hay que argumentar en contra de la idea de Derecho. Un poeta judío (Yevgeny Yeutushenko) decía que “La justicia es como un tren que siempre llega tarde”. La maquinaría legal internacional tendrá que continuar su marcha para evitar que la justicia llegue demasiado tarde.

Por su parte, la obra El Poeta nos plantea la temática sobre la prohibición de las penas con carácter retroactivo. Para condenar a los guardas y esbirros de los campos de exterminios, ¿bastaba con aplicar un artículo que estuviera recogido en el Código Penal en el momento de sus crímenes, o bien había que tener en cuenta el modo en que se entendía y aplicaba el artículo en el momento del juicio? ¿Qué pasaba si en aquella época esas personas no se consideraban afectadas por el artículo en cuestión? ¿Qué era la justicia, lo que decían los libros o lo que se imponía y aplicaba en la vida real? ¿O lo que más bien, independientemente de los libros, obligaba a cumplir el ordenamiento de la época?

Aunque es cierto que todas las mujeres condenadas estaban en el estricto cumplimiento de la ley y concretamente actuaban sujetas a una relación contractual que suponía el desempeño de su puesto de trabajo, el hecho de atentar contra la dignidad de un ser humano y acabar con su vida es un acto que era reprochable en todo caso. Esto es, aunque ellas actuaban en el ejercicio pleno y legítimo de un Derecho o ejercicio de una actividad laboral, no podemos pretender igualar ese valor: el valor a la vida, que está por encima que el derecho que tenían las mismas a desempeñar su puesto de trabajo.

El caso que se plasma en el libro es que un conjunto de mujeres (militantes de las SA) son acusadas por el asesinato de cientos de mujeres y niñas de religión judía, que estaban encerradas en una Iglesia cuando ésta empezó a ser bombardeada y comenzó a arder. Madres e hijas se vieron atrapadas en la Iglesia y no pudieron escapar porque, ninguna de las acusadas les abrió las puertas para que escaparan.

Las mujeres acusadas tenían el deber de custodiar a las prisioneras judías, lo cual puede ser una eximente en el procedimiento penal, para juzgar su culpabilidad, pero nunca de carácter absoluto. En cualquier caso, el derecho a la vida de tales madres e hijas está por encima del desempeño de su puesto de trabajo y la custodia de las prisioneras.

The reader libros quemados

#grandesjuiciosQAH

Por lo general, los acusados nazis se defendían argumentando que siempre desconocieron lo que en realidad sucedía o que simplemente “seguían órdenes”. Pero en el fondo más alemán tuvo que sentir remordimiento ante los crímenes germanos. La cuestión es que todo aquel que contribuyó de alguna forma al Holocausto, debe ser enjuiciado en proporción a su responsabilidad y el alcance de sus actos. Desafortunadamente, solo un porcentaje muy pequeño de los alemanes responsables del Holocausto pudo ser posteriormente juzgado y castigado. Y es que la búsqueda y el enjuiciamiento de los criminales del Holocausto planteó complejas preguntas morales, así como intrincados problemas de jurisdicción y derecho internacional.

Hay normas que han cambiado con la sociedad y han ido surgiendo nuevas de acuerdo a las necesidades propias de la época, pero el respeto a la vida, y por tanto la norma que protege la vida y prohíbe disponer de la vida ajena, debe entenderse como una norma inmutable en el tiempo y que debe permanecer así con el paso del tiempo. Por encima de las normas que pudiera haber en la época nazi.

Por último, resaltar la importancia de que las nuevas generaciones se enteren de este hecho ejemplo de odio e intolerancia, y más concretamente de deshumanización del derecho que un día horrorizó a la humanidad y que debe evitarse en tiempos futuros.

Vía | ‘The Reader’, novela escrita por el profesor de derecho y juez alemán Bernhard Schlink

Imagen | Principal, Personajes, Quema de libros

En QAH | Nuremberg: vencedores y vencidos, El asesinato de la familia Clutter

RELACIONADOS