Economía y Empresa 


Sistema tributario español: Reforma fiscal (III)

 

Justicia tributaria

Justicia tributaria

En la serie Sistema Tributario Español, que concluyo con este tercer artículo, he tratado de seguir el desarrollo de la “Reforma fiscal” desde sus inicios. En la primera parte, (Conceptos básicos), hice un pequeño repaso del sistema fiscal español, mientras que en el segundo (Propuestas del comité de expertos), tracé las líneas maestras de las propuestas que el comité de expertos planteó al gobierno. Como no podía ser de otra manera, y para finalizar la serie, voy a exponer las principales conclusiones de las decisiones que finalmente se pondrán en marcha a partir del año 2015 (me he centrado en IRPF y Sociedades).

PROPUESTAS

1. IRPF

Reducción de los tramos en el IRPF de 7 a 5, oscilando entre el 24,75-52%  actual, y el 24-47% del próximo año (19-45% a partir del 2016).

Incremento del mínimo exento. Pasaría de los 11.200€ a los 12.000€.

-Los despidos improcedentes tributaran

Ayudas familiares a hijos dependientes de hasta 100€.

2. IMPUESTO DE SOCIEDADES

-Se elimina la tributación diferenciada entre Pymes (25%) y grandes empresas (30%)

Bajada del impuesto del 30 al 28% (25% en 2016)

Eliminación de deducciones

 ASPECTOS POSITIVOS

El aspecto más positivo de esta reforma es la eliminación de las múltiples deducciones (limitación de compensación de pérdidas, de deducción de gastos financieros o de deterioros de valor) que restaban eficiencia al Impuesto de Sociedades. A falta de conocer la letra pequeña, este tiene la reforma tiene buena pinta en este aspecto.

Otros de los puntos positivos es la inclusión de una lista de defraudadores. Considero que esta medida es un instrumento disuasorio muy eficaz, puesto que da a conocer comportamientos que son moralmente reprochables, y por tanto, deben ser reprobados por la sociedad.

Asimismo, se considera exenta la plusvalía generada por la entrega de la vivienda (dación en pago). Hasta ahora, había que pagar a Hacienda si el valor de la deuda pendiente que se cancela supera el valor de adquisición del inmueble. Eso supone un pequeño alivio para las familias que se encuentran en esa situación tan dramática.

Por último, el hecho de que el IVA no se vuelva a subir es una noticia positiva, puesto que ello hubiese tenido efectos perjudiciales para el consumo.

ASPECTOS NEGATIVOS

Entre los aspectos negativos a destacar se encuentra el IRPF. El beneficio que reporta a los contribuyentes es muy desigual. En primer lugar, hay que mencionar que la reforma es neutra para aquellos que no pagaban IRPF antes de la reforma, es decir, los que ganan menos de 11.200€, que además, es el colectivo más vulnerable a los recortes del gasto social. Entre los que sí se benefician de esta medida, las rentas bajas y medias ven reducidos los impuestos en torno a los 200€, mientras que las rentas altas verán recortado los impuestos alrededor de 3.000€. Entiendo que sería una medida más equitativa, que en términos absolutos, las rentas medias y bajas fueran las más beneficiadas, especialmente conociendo los niveles de desigualdad en los que se mueve España ( 2º país más desigual de la UE, detrás de Letonia).

Otra de las propuestas que más ampollas ha generado es el hecho de que los desempleados con despidos improcedentes empezarán a tributar, sumándose así, a los procedentes. En estos momentos, se habla de un mínimo exento de 2.000 euros, aunque dicha cifra está siendo revisada.

Al igual que he considerado acertada la decisión de eliminar deducciones en Sociedades, debo criticar igualmente que el IRPF se mantengan deducciones como el de vivienda, que suponen un verdadero desagüe por donde se escapan millones de euros.

En lo que respecta a dicho impuesto, la bajada de Sociedades únicamente beneficia a las grandes empresas, puesto que éstas ven reducido el tipo nominal en 5 puntos (del 30 al 25). Las pymes, en cambio, mantienen el tipo del 25%. Personalmente, considero que en Sociedades, el recorte de impuestos debe dirigirse a las pymes.

CONCLUSIÓN

A modo de conclusión, me gustaría hacer 2 observaciones. Por un lado, la rebaja de impuestos se ha estimado en 9.000 millones de euros. Con la lupa puesta en las finanzas españolas, ello implica obtener 50.000 millones adicionales para el año 2016, lo que implica inevitablemente más recortes de gasto, con el consiguiente efecto depresivo en la economía.

Por otro lado, y en palabras del gobierno, la reducción de impuestos permitirá incrementar la recaudación. Entiendo que estarán pesando en la curva de Laffer. La duda que me surge es, si el gobierno subió los impuestos para mejorar la recaudación, ¿por qué ahora dice que bajar los impuestos también incrementará la recaudación?

 

Vía| Cinco días

Más información| Expansión

Imagen|Impuestos

En QAH| Sistema tributario español: Conceptos básicos, Sistema tributario español: las propuestas del comité de expertos

 

RELACIONADOS