Cultura y Sociedad 


Seamus Heaney, el poeta de Irlanda

Seamus Heaney

Seamus Heaney

Seamus Heaney, fallecido el pasado 30 de agosto en Dublín, ha sido el poeta irlandés más importante desde William Butler Yeats y el más popular en lengua inglesa a nivel mundial.

Durante su vida, Heaney recibió numerosos premios y honores por su trabajo, entre ellos el Nobel de Literatura en 1995 “por una obra literaria de una belleza lírica y una profundidad ética que exalta los milagros diarios y el pasado viviente”. Tras el reconocimiento de la Academia Sueca llegaron otros como el Golden Wreath of Poetry (2001), el T.S. Eliot Prize (2006), dos Whitbreads (1996 y 1999) o el nombramiento como Commandeur de l’Ordre des Arts et Letres (1996).

No sólo los galardones honraron su carrera, también lo hizo su faceta académica. Tras graduarse en la Queen’s University de Belfast en Inglés y Literatura, ejerció como profesor en esa misma institución. Más tarde se trasladó a Estados Unidos para continuar su labor académica en Berkeley y Harvard. A su vuelta del otro lado del Atlántico fue elegido catedrático de poesía en Oxford, un honor poco habitual que ostentó durante cinco años, entre 1989 y 1994. De ahí, a Dublín. Fijó su residencia en la capital irlandesa y se convirtió, posiblemente, en la persona más importante de la vida cultural de la nación.

Gran parte de su obra versa sobre su Irlanda natal. Heaney supo ver, quiso ver o simplemente vio, lo extraordinario en lo cotidiano, el eco del pasado en el presente y la marca de lo mítico en ambos. A este respecto, la norteamericana Helen Vendler escribió lo siguiente: “Seamus amplió mi visión de Irlanda, norte y sur: su geografía, su historia, su trabajo, sus sonidos, sus eufemismos, sus crisis de conciencia, sus momias del pantano, sus bombas, su clima, sus sectarias confrontaciones, sus crepúsculos”.

Nacido el 13 de abril de 1939 en el seno de una numerosa (era el mayor de nueve hermanos) y católica familia granjera en el condado de Derry, Heaney primero vivió en Mossbawn hasta que sus padres se trasladaron a la cercana localidad de Bellaghy, donde será enterrado. El hecho de ser un católico en el norte propició que los enfrentamientos entre nacionalistas y unionistas, entre católicos y protestantes, tuvieran un espacio determinante en su obra, especialmente en los poemarios Wintering Out (1973) y North (1975).

Es precisamente su infancia, sus años en el norte, uno de los elementos preponderantes en su poesía. No sólo en lo relativo a la violencia, tan habitual por entonces en esos seis condados de Úlster. Lo es también por la importantísima presencia del contexto rural en sus versos. Sus primeros libros, Death of a Naturalist (1966) y Door into the Dark (1969), son muestra de ello.

 

Imagen | bbc.co.uk

RELACIONADOS