Economía y Empresa 


¿Se puede vivir sin estrés laboral?

La RAE (Real Academia de la Lengua Española) define la palabra estrés como tensión provocada por situaciones agobiantes que originan reacciones psicosomáticas o trastornos psicológicos a veces graves.

Bajo este concepto se lanza la pregunta que reza el título ¿Se puede vivir sin estrés en el trabajo? Muchas veces el trabajador se ve desbordado por las obligaciones o responsabilidades que se le atribuyen. La vida laboral está frecuentemente marcada por exigentes deadlines y proyectos que, a pesar de que ayudan a que la organización y planificación mejoren, muchas veces llevan a los empleados al borde del abismo del estrés.

Cuando esto sucede se puede sentir desde insomnio, cefaleas, somnolencia durante el día y dolores articulares que pueden llevar a situaciones mucho más graves como infecciones, pérdidas de memoria e incluso ataques cardíacos o ictus.

Como no es posible vivir sin nada de estrés, os dejo a continuación una serie de consejos para intentar reducirlo. Son consejos normales, que se pueden llevar a cabo día a día y pueden ayudar mucho:

  • Establece límites: hay que aprender a decir no. Si quieren atribuirte una nueva responsabilidad o siempre están pidiéndote a ti que hagas algo pero no das abasto, hay que decir: NO. Obviamente, tenemos que decirlo de forma muy educada “Lo siento, pero en este caso no puedo ayudarte, tengo demasiadas cosas que hacer y no me va a dar tiempo. Cuando tenga un volumen de trabajo menor te podré echar una mano”. Tal cual, y no se acaba el mundo.

Hay que aprender a decir: NO

 

  • Actividad física: no por bajar de peso ni por estar mejor físicamente, si no por reforzar nuestra salud mental. Aumenta nuestra sensación de bienestar, disminuye la ira, ansiedad, depresión y libera endorfinas. ¿Qué es la endorfina? Una sustancia con una estructura química similar a la morfina que favorece la sensación de “Qué bien me siento”. ¿Podemos decir que el deporte es como una droga? Sí, podemos, y qué bien nos sienta esta droga.

Hacer deporte nos ayuda a sentirnos mejor

  • Aprende a relajarte: esto parece fácil, pero no lo es. Meditar, respirar, conciencia plena, son conceptos que hemos oído innumerables veces. Por nosotros mismos es complicado aprender a “no pensar” pero hay actividades como el Yoga que incluyen meditación y nos ayudan despejarnos después de una dura jornada. Y si no se puede ir a Yoga, deberíamos aprovechar las mañanas, después de desayunar (mejor no tener hambre) para tener un rato de no pensar.

Aprender a “no pensar” nos ayuda a combatir el estrés

  • Vida social: salir un poco más entre semana no es malo, al contrario. Puedes quedar con un par de amigos, desahogarte después de un día duro, hablar de la vida y tomarte una cervecita o una copita de vino, que con moderación también es muy bueno para la salud.

La vida social nos ayuda a relajarnos

Con estos consejos podemos mejorar enormemente nuestra salud psicológica. Hay muchas más cosas que se pueden hacer, pero estas son algunas que se pueden hacer fácilmente.

Hay que concienciarse de que el estrés laboral siempre va a existir, pero está en nuestra mano intentar que nos afecte en la menor medida de lo posible.
Vía| Elaboración propia
Más información| Empresariados, Infobae, Combatir el estrés
Imagen| Decir No, Deporte, Yoga, Vida Social, Estrés
En QAH| Elevados niveles de estrés laboral pueden aumentar el riesgo de sufrir un ictus, ¿Yo para mi estrés o mi estrés para mí?

RELACIONADOS