Neurociencia 


Rehabilitación Neuropsicológica en pacientes en Estado de Mínima Respuesta

En la actualidad, como consecuencia de diferentes lesiones cerebrales fruto de accidentes de tráfico, enfermedades degenerativas y accidentes vasculares, cada vez son más los pacientes que sufren periodos de ausencia de consciencia. Como resultado, alguno de estos pacientes sufren alteraciones neuropsicológicas de diferente índole que comprometen el desarrollo de su vida diaria.

¿Es posible recuperar la función en estos pacientes?

2v128n17-13102059fig02

Traumatismo cranoencefálico

Por ello, tras el establecimiento de los criterios diagnósticos de los estado de consciencia que, nos permiten distinguir los pacientes con diferentes niveles o signos de consciencia, surgen numerosas cuestiones al respecto. Entre ellas se cuestiona la capacidad de estos pacientes para recuperar las diferentes funciones cognitivas que resultan alteradas tras estos periodos de ausencia. Pues parece ser, según han demostrado numerosas investigaciones, que si es posible la recuperación de la función en estos pacientes. Sin embargo, el pronóstico en cuanto a recuperación funcional debe tener en cuenta una serie de características.

Origen de la pérdida de consciencia. Es mucho más favorable el pronóstico en los casos de origen post-traumático.

Edad. En el caso de los niños, el pronóstico también es algo mejor que en en el de los adultos.

Presencia de signos precoces de recuperación. Whyte et al (2005), en su estudio demostraron que el ritmo de mejoría funcional durante el periodo de las dos primeras semanas era un buen predictor de la discapacidad final.

Rehabilitación neuropsicológica. 

Como comentamos previamente, muchos de los pacientes que sufren periodos de ausencia de consciencia, tienen como resultado alteraciones neuropsicológicas de diversa natureleza en las que se ven comprometidas diferentes funciones cognitivas, tanto de orden superior como inferior. Por ello, a continuación se relatan una serie de ejercicios, tareas y técnicas como medio para solventar esas dificultades, con el fin de superar la discapacidad subyacente de estos periodos de ausencia.

Orientación.

Rehabilitación de la orientación

Rehabilitación de la orientación

Como sabemos, la orientación de los pacientes es fundamental de cara a la rehabilitación cognitiva. Por ello, previamente antes de comenzar con la rehabilitación de cualquier proceso cognitivo superior, debemos situar al paciente dentro de su entorno. Para ello, nos centraremos en tres dimensiones: temporal, espacial y personal.

Todo ello, facilitará el trabajo futuro en la rehabilitación de otros procesos de orden superior, ya que según han demostrado numerosos trabajos, los pacientes que carecen de orientación tienen serias dificultades en otros dominios cognitivos. Por tanto, se establece la rehabilitación de la orientación como principio necesario.

Atención.

filecdn

Rehabilitación de la atención.

Los problemas de atención son uno de los trastornos más importantes que afectan, sobre todo, a personas que han sufrido algún tipo de lesión cerebral, dificultando nota­blemente su desenvolvimiento académico y social, dado que influyen negativamente en todos los aprendizajes.

Attention Process Training (Sohlberg y Mateer, 1897)

Estos autores proponen un abordaje terapéutico de forma jerarquizada atendiendo de forma secuencial a diferentes procesos: atención sostenida, atención selectiva, atención alternante y atención dividida.

Memoria.

Se trata de un abordaje con grandes limitaciones, ya que los pacientes que pueden beneficiarse son aquéllos con un grado elevado de independencia funcional, buena conciencia de los déficits y una adecuada motivación hacia el tratamiento; en definitiva, sólo una pequeña proporción de los pacientes.

images

Rehabilitación de la memoria.

Estrategias de rehabilitación.

El uso de ayudas externas, son altamente efectivas,
especialmente, si se acompañan de entrenamiento en autoinstrucciones. En esta línea destaca el uso de dispositivos electrónicos, lo cual parece ser efectivo a la hora de reducir el impacto de las alteraciones de memoria sobre la vida cotidiana.

Asimismo, las intervenciones específicas, como el aprendizaje sin errores, dirigidas a facilitar la adquisición de habilidades o conocimientos concretos más que a mejorar el funcionamiento general de la memoria, parecen ser también eficaces.

Uno de los aspectos más discutidos en la rehabilitación de la memoria es si es posible la recuperación de la función o si el esfuerzo terapéutico debe centrarse en la adquisición de estrategias compensatorias. Un estudio reciente sugiere que variables como la cronicidad, la conciencia de los déficit y la capacidad intelectual previa condicionan el grado de recuperación. Sin embargo, sin haberse cerrado definitivamente el debate, la bibliografía parece indicar que la restauración de la memoria, mediante la práctica repetida de ejercicios o por otros procedimientos no es efectiva. No obstante, otros estudios refieren cierta recuperación de las funciones mnésicas, aunque de un alcance muy limitado.

Lenguaje.

Otra de las funciones cognitivas que quedan afectadas tras un periodo de ausencia de consciencia es el lenguaje, el cual se puede verse afectado a diferentes niveles. Por ello, a continuación se proponen una serie de ejercicios encaminados a subsanar las dificultades en esta esfera cognitiva.

tras

Rehabilitación del lenguaje.

Denominación. Se pide al paciente que diga el nombre de diferentes objetos reales y del entorno, en dibujos, en laminas, etc. En caso de dificultad se le puede ayudar a traves de pistas formales (empieza por “t”) o pistas semánticas (sirve para).

Conversación-Descripción. Se muestra un dibujo o lámina temática al paciente y se le pide que describa lo que ve.

Conversación-Narración. Se pide al paciente que hable sobre acontecimientos propios o del entorno familiar, con el fin de que el paciente aprenda a comunicarse.

Conclusiones.

Como podemos observar, existen diversos programas de rehabilitación para cada una de las funciones neuropsicológicas. Por ello, debemos tener en cuenta las características de los pacientes con el fin de seleccionar aquel que mejor se ajuste a éste. Asimismo, debemos recordar que aunque a simple vista éstos parezcan tareas sencillas de aplicar, éstas deben llevarse a cabo siempre por un especialista en el ámbito, el cual posea los conocimientos adecuados sobre el tema. Finalmente, no debemos olvidar que el fin último de los programas de rehabilitación es disminuir, en la medida de lo posible, la discapacidad subyacente del trastorno, permitiendo la reincorporación paulatina del paciente a diferentes actividades. Aún estamos lejos de completar el rompecabezas, pero el trabajo y esfuerzo conjunto de diferentes especialistas en el ámbito permitirán, en un futuro no muy lejano, comprender un poco más acerca de este gran desconocido como es el cerebro.

Vía|

  • Giacino, J.T., et al., The minimally conscious state: definition and diagnostic criteria. Neu­rology,            2002. 58(3): p. 349-53.
  • Giacino J.T. & Schiff N.D. 2009. The minimally Conscious State: clinical Features, Pathohysiology and Therapeutic Implications. En The neurology of Consciousness. Laureys  S. & Tononi G. Eds. Academic Press, New York.
RELACIONADOS