Jurídico 


Registro Civil: ¿Exterminio o conveniencia?

Registro Civil: ¿Exterminio o conveniencia?

Registro Civil: ¿Exterminio o conveniencia?

Continuamente escuchamos noticias sobre nuestro Registro Civil, privatización o no, costes del servicio, labor de sus funcionarios…

Lo cierto es que la institución del Registro Civil nació haya en la época de los Romanos (S.VI. a.C) y hasta nuestros días ha ido sufriendo diversas modificaciones y reformas las cuales han buscado atisbos de “modernización” que parecen no haber dado su fruto.

En el Registro Civil se inscriben nacimientos, matrimonios, divorcios, defunciones, poderes de representación, cambios de sexo, regímenes económico-matrimoniales, instituciones de tutela y curatela e incluso hasta seguros de vida entre otros… además permite al común de los ciudadanos solicitar certificaciones sobre dichos datos inscritos.

A día de hoy el Registro Civil es un servicio gratuito y de fácil acceso para todos los ciudadanos ya que incluso pueden realizarse varios trámites incluso por vía telemática.

Si no es más que una “especie de censo” que no presenta problemática alguna ¿A qué viene tanto revuelo?.

A raíz del Proyecto de Ley de Medidas de Reforma Administrativa en el ámbito de la Administración de Justicia y del Registro Civil de 13 de Junio de 2014 han venido sucediéndose una serie de discrepancias entre los funcionarios de justicia que realizan las labores propias de la mentada institución, el Gobierno y los Registradores (de la propiedad y mercantiles).

Con dicho Proyecto de Ley se viene a “desjudicializar” el servicio y a transferir las gestiones del Registro Civil a los Registradores de la Propiedad y Mercantiles que al parecer cobrarían por cada prestación, por expedir certificados y documentos una especie de “arancel“. Dichos Registradores ser convertirían en controladores absolutos del tráfico jurídico mediante las inscripciones y con las consultas telemáticas de todos los elementos negociales y personales conectados con ese tráfico, desde los poderes civiles a todas las circunstancias del estado civil.

Algunos de los problemas que plantea dicha Reforma son los siguientes:

  • Para el ciudadano: Se le obliga a pagar una serie de tasas o aranceles para un servicio que hasta ahora era gratuito, además de imponérsele una serie de trámites que hasta ahora eran de carácter voluntario. Para aquellos habitantes de núcleos rurales implicará un desplazamiento a la capital para obtener una serie de documentos que en la actualidad podía obtener en cualquier Ayuntamiento o Juzgado de Paz.
    pérdida de gratuidad

    pérdida de gratuidad

  • Problemas administrativos: Si ya de por sí existen diferencias entre las Comunidades Autónomas, la disparidad administrativa será mucho más exacerbada puesto que en algunas Comunidades Autónomas medios como la firma electrónica básica para autorizar partidas de nacimiento desde los propios hospitales no existen.
  • Desprofesionalización de la institución: Si tradicionalmente desempeñaban las funciones del Registro Civil funcionarios debidamente cualificados para ello, según el propio Artículo 21 del mentado Proyecto tras su entrada en vigor serán los encargados de la Oficina del Registro Civil los Registradores de la Propiedad y Mercantiles y lo normal será que asuman dichas funciones personal contratado por ellos para desarrollar su empresa de servicios registrales, personal laboral, no funcionarial que gestionará datos sensibles de todos los ciudadanos sin estar sujetos a jerarquía, responsabilidad ni sujetos al estatuto funcionarial. Los funcionarios que dejarán de ocupar dichas atribuciones serán reasignados a otros órganos no perteneciendo al nuevo órgano de la “administración”.
  • Falta de medios: Los propios Registradores que asumirán dichas competencias han expresado en numerosas ocasiones su malestar por la falta de tiempo y de medios para adaptar sus Oficinas a las nuevas funciones además como la necesidad de recibir una ayuda financiera para invertir en medios materiales y humanos para que se adapten los Registros.
  • Régimen de transición: Inexistente hasta la entrada en vigor del Proyecto que será el 15 de Julio de 2015 ¿Qué sucede con las citas que ya han sido concedidas?
  • Juzgados de Paz: ¿Cuál será su función si pierden las relativas al Registro?

Cuestiones todas ellas sin resolver a las que a día de hoy nadie ha dado respuesta, siendo lo más extraño de todo que ni siquiera los propios Registradores de la Propiedad y Mercantiles parecen estar contentos de asumir dicha competencia con el consiguiente reporte económico que les supondría.

 

Vía| En defensa del Registro Civil

Más información| Anteproyecto de Ley de Medidas de Reforma Administrativa en el ámbito de la Administración de Justicia y del Registro Civil.

Imagen | Registro Civil : ¿Exterminio o conveniencia? ; pérdida de gratuidad

RELACIONADOS