Curiosidades Científicas 


¿Qué ocurre si se para un motor de un avión en vuelo? (II): Monomotores

A pesar de haber tratado el asunto del fallo de motor en vuelo en un artículo anterior, no podemos pasar por encima las importantísimas diferencias existentes entre lo que en dicho artículo se afirma respecto a aeronaves bimotor y la realidad a la que se ven sometidos piloto y avión en caso de aeronaves monomotor.

En el artículo anterior afirmábamos que basta con “corregir” la asimetría que se produce en el empuje cuando falla uno de los dos motores en aeronaves bimotor pero, ¿qué sucede en el caso de fallo de motor cuando sólo tenemos uno? Veámoslo brevemente.

Como se puede suponer, un fallo de motor en un avión que sólo posee ese único sistema motriz, es crítico. El procedimiento a seguir difiere enormemente de las aeronaves bimotor. Sin embargo, tal como afirmábamos en un artículo anterior, un avión sin motor puede volar. Lógicamente, esto no implica que el avión pueda alcanzar su destino o hacerlo en ausencia de problemas. Todo avión tiene mayor o menor capacidad para planear (mantenerse en el aire sin empuje de motor), y esta facultad se mide a través de lo que se conoce como coeficiente de planeo. Normalmente ese coeficiente puede aparecer vinculado a una velocidad y una tasa de variómetro  (ritmo de descenso del avión), que mide la velocidad de descenso en pies/minuto (1.000 pies = 300 metros aproximadamente).

Ante una parada de motor, la aeronave monomotor tenderá a bajar el morro y comenzará a perder altitud a un ritmo alto (tasa negativa de variómetro). Esta actitud debe ser corregida por el piloto, que subirá el morro en la medida adecuada para que el avión mantenga una mínima velocidad que le permita mantenerse en vuelo con la mínima pérdida de altitud. Esto es lo que comúnmente se conoce como “planear”. A partir de ese momento, el piloto puede calcular cuánto tiempo y distancia le quedan al avión hasta finalizar su planeo o “caída controlada”. Puede darse el caso de que tenga un aeródromo en sus cercanías… o puede que no. En caso de que lo tenga al alcance se dirigirá hacia él y pedirá prioridad al servicio de control aéreo, que la concederá y despejará el resto del tráfico aéreo de la ruta del avión en emergencia.

En caso de no tener un aeródromo al alcance, será responsabilidad del piloto la elección de una “pista improvisada” en cualquier zona despejada del campo que tenga a la vista y que podrá alcanzar variando velocidad y tasa de descenso y, si está demasiado alto para alcanzar dicha pista, descenderá en espiral hasta enfilarla y efectuará un aterrizaje sin motor en la zona elegida.

La maniobra de descenso y aterrizaje sin motor no reviste tanta gravedad como se le puede presuponer a priori ya que, si nada más falla, el avión sigue siendo controlable y entra en descenso de forma obligatoria, pero totalmente controlada si no fallan otros sistemas.

 

Imagen| Monomotor

En QAH| ¿Qué ocurre si se para un motor de un avión en vuelo? (I): Bimotores

Vídeo| YouTube: Fallo monomotor
RELACIONADOS