Cultura y Sociedad 


¿Qué es un niño hiperactivo?

tdah niños saltandoSe considera niño hiperactivo a un niño que ha sido diagnosticado TDAH, siendo el Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad (TDAH) un trastorno de origen neurobiológico caracterizado por un desarrollo inapropiado del nivel de atención, con periodos de atención breves, inquietud motora, inestabilidad emocional, hiperactividad y conductas impulsivas.

Los síntomas del TDAH se manifiestan en distintas actividades y áreas, como el colegio, el trabajo o en cualquier otro ambiente social. Este trastorno se inicia en la infancia, pero puede continuar en la adolescencia y la edad adulta.  No se trata propiamente  de un trastorno del aprendizaje, sino de síntomas atencionales que están relacionados con los trastornos del aprendizaje; un bajo rendimiento escolar no es condición necesaria para establecer el diagnóstico.

Actualmente, el TDAH es uno de los trastornos psiquiátricos más prevalentes en pediatría. A nivel mundial, se estima que entre el 3 y el 7% de los niños pueden estar afectados. En España, distintos estudios han evaluado la proporción de niños con TDAH en distintas áreas geográficas, que varía entre el 4,57% y 10,81%.

La hiperactividad tiene un importante componente genético que determina hasta el 70% del trastorno, dependiendo sólo el 30% a factores ambientales. Afecta principalmente a varones, siendo entre 3 y 6 veces más frecuente que en el sexo femenino, y hasta en un 85% se asocia a otros trastornos psiquiátricos.

Pese a que pueda existir sospecha clínica en niños de menos de 6 años, el diagnóstico de TDAH requiere haber superado esta edad, además es frecuente que el TDAH se reconozca en los niños cuando comienza la educación primaria, coincidiendo con dificultades en el rendimiento escolar y la presentación de disfunciones sociales.

Aunque muchos niños hiperactivos son desobedientes, contestan a los adultos, parecen no escuchar cuando se les manda hacer algo, discuten e interrumpen con frecuencia, todas estas conductas no siempre están presentes y no son necesarias ni suficientes para el diagnóstico. Un niño sin TDAH también puede presentar este tipo de conductas o comportamientos.

El TDAH es un síndrome conductual cuyas manifestaciones varían con la edad de quien lo padece. La hiperactividad, por ejemplo, tiende a disminuir con la edad y al llegar a la adolescencia es raro verla. La inatención, por el contrario, suele persistir y podemos encontrarla en la vida adulta. La impulsividad, cuando persiste, es responsable de una parte importante de los problemas de relación de pareja, problemas con las drogas o problemas laborales. Estadísticamente, sólo entre un 30% y un 70% de los niños diagnosticados de TDAH mantienen el diagnóstico al llegar a los 18 años.

Vía | “Trastorno por déficit de atención con hiperactividad, Guía para padres y educadores” realizado para la Editorial Glosa, S.L. por la Unidad de Salud Mental Infantil y Juvenil del Hospital Universitario Reina Sofía y la Universidad de Córdoba; Tdahytu.es; MedlinePlus de la Biblioteca Nacional de Medicina de EE.UU.

Imagen | “Niño agitando los brazos” Psicología Infantil Madrid

RELACIONADOS