Economía y Empresa, Uncategorized 


¿Qué es un círculo de calidad?

Qué son los círculos de calidadUn círculo de calidad es una práctica de mejora continua en la que un pequeño grupo de empleados, que desempeñan funciones similares en un área de trabajo común, se reúnen de forma voluntaria y periódica con el fin de identificar y analizar problemas en sus puestos de trabajo y proponer soluciones y mejoras para presentarlas a la dirección.

Los objetivos de esta técnica son:

  • Contribuir a la mejora de la calidad en la organización.
  • Fomentar la mejora del entorno laboral, favoreciendo la participación y el diálogo.
  • Favorecer la comunicación horizontal y vertical.

Una idea tan intuitiva y sencilla como ésta tiene importantes beneficios para la organización. El más relevante es la solución de los problemas identificados y la correspondiente mejora de los procesos del área involucrada. Sin embargo, esta práctica genera otros beneficios secundarios, pero no por ello menos importantes, como:

  • Motivación de los trabajadores al participar en los procesos de gestión de la producción.
  • Formación continua de los empleados, a través del intercambio de conocimiento que se produce en las reuniones.
  • Integración de los recursos humanos, propiciando que todas las personas puedan aportar su visión, sus ideas y su experiencia con el fin de mejorar.

Para su correcta implantación deben seguirse, al menos, los siguientes pasos:

  1. Contar con el pleno compromiso y convicción por parte de toda la organización, desde la dirección hasta los operarios.
  2. Establecer un mecanismo de organización, administración y coordinación de las reuniones.
  3. Elaborar un plan de trabajo.
  4. Desarrollar programas de capacitación del personal.
  5. Disponer de apoyo didáctico y logístico.

Para garantizar el éxito de esta práctica, es fundamental definir y contar con los siguientes roles:

  • Facilitador: es el encargado, dada su experiencia y prestigio en la empresa, de guiar a los participantes durante los primeros pasos de la iniciativa. A medida que el enfoque de gestión participativa se asienta en la organización, su labor deja de ser imprescindible.
  • Líder: es la persona elegida por los integrantes del círculo para dirigir las actividades desarrolladas, sirviendo de enlace con el resto de la empresa.
  • Instructor: es el encargado de organizar y proporcionar la capacitación de los miembros del círculo.
  • Asesor: su función es la de aconsejar a los participantes sobre la manera de conducir las reuniones y presentar las propuestas a la dirección.
  • Experto: es la persona con capacidad para decidir sobre la viabilidad de las propuestas de mejora aportadas.

Es importante definir correctamente qué temas deben ser tratados en estas reuniones y cuáles no. Para que la aplicación los círculos de calidad sea efectiva, únicamente deben tratarse temas relacionados con la calidad del producto o servicio, los costes, la coordinación entre departamentos, los plazos de entrega, el lugar de trabajo, etc. En ningún caso deben analizarse problemáticas relacionadas con valoración del desempeño, retribución, reivindicaciones de los empleados, etc.

Como veis, se trata de una práctica muy sencilla pero con importantes beneficios para la organización. La clave para poder alcanzarlos es aplicarla correctamente, de forma activa, rigurosa y metodológica, contando con el compromiso de toda la empresa y fomentando la formación y la comunicación.

Vía| Fuente propia

Más información | Aiteco Consultores

Imágenes | Motorpasión

En QAH | Gestión de la calidad

RELACIONADOS