Productividad Personal, Reflexiones 


¿Qué es el Síndrome de Burnout?

 

El síndrome de burnout o mejor dicho, el síndrome de estar quemado es algo que sucede actualmente en España  muchas más veces de las que nos imaginamos.

En el ámbito laboral, al igual que el trabajador está expuesto a determinados riesgos físicos que se deben prevenir, también pueden afectar a éste determinados riesgos psicológicos como puede ser el síndrome de estar quemado. El síndrome de burnout o síndrome de estar quemado es una patología derivada de la interacción de un individuo con determinados agentes psicosociales nocivos en el trabajo.

estres

¿Sindrome de Burnout o estrés?

Diferencia entre estrés y síndrome de burnout.

El síndrome de Burnout es una enfermedad laboral. Hay muchas definiciones de estrés y síndrome de Burnout porque según diversos estudios, pueden tener similitudes pero no son lo mismo. Se puede estar estresado y seguir funcionando en el trabajo, aunque sea difícil. En cambio, cuando se padece el síndrome de Burnout es necesario hacer cambios radicales en la manera de enfrentarse al trabajo.

 

¿Cómo surge?

Es Herbert Freudenberger (USA) quien, en 1974, describe por primera vez este síndrome de carácter clínico.  Él lo definió como “una sensación de fracaso y una experiencia agotadora que resulta de una sobrecarga por exigencias de energía, recursos personales o fuerza espiritual del trabajador”.

El síndrome de burnout es muy frecuente en personal sanitario y docente no escapando por cierto, otros profesionales como deportistas de élite, ingenieros, personal de las fuerzas armadas…

Respecto al género, diversas investigaciones apuntan a que las mujeres son las que presentan mayor prevalencia que los hombres.

Síntomas.

  • Agotamiento, es la sensación de ya no ser capaz de ofrecer más de sí mismo a nivel emocional.
  • Suspicacia/escepticismo,  es una actitud distante hacia el trabajo, hacia las personas a las que se está ofreciendo el servicio y también hacia los compañeros de trabajo.
  • Ineficacia, es la sensación de que no se están llevando a cabo debidamente las tareas y de que se es incompetente en el trabajo.

En conclusión, un fuerte sentimiento de impotencia, ya que desde el momento de levantarse ya se siente cansado. El trabajo no tiene fin y, a pesar de que se hace todo para cumplir con los compromisos, el trabajo nunca se termina.

Causas.

El síndrome burnout suele deberse a múltiples causas, y se origina principalmente en las profesiones de alto contacto con personas, con horarios de trabajo excesivos. Se ha encontrado en múltiples investigaciones que el síndrome ataca especialmente cuando no se ha cambiado de ambiente laboral en largos periodos de tiempo. El desgaste ocupacional también sucede por las inconformidades con los compañeros y superiores.

Soluciones.

–         Realizar un ritmo de trabajo que no sea excesivo, respetando las pausas de comida, descansos, etc.

–         Cuando se esté tenso, hacer una pausa y procura hacer una pequeña relajación, para luego continuar.

–         Decir “no” cuando te encomienden más tareas de las que puedes realizar.

–         Procurar favorecer el trabajo en equipo y reforzar los aspectos positivos.

–         Establecer fronteras entre el trabajo y la vida privada, cuidar el ambiente familiar, haz gimnasia, masajes, relajación.

–         Apoyarse en el entorno: familia, amigos, compañeros… 

En definitiva, el síndrome de estar quemado es más común de lo que nos pensamos debido a la gran demanda laboral y entre otras cosas, a la facilidad de despido relacionada con la situación actual. Ello origina una gran incertidumbre y sensación de responsabilidad máxima en el puesto de trabajo, sabiendo que éste se ha convertido en un bien difícil de conseguir, que hay que conservar y con el que muchos sueñan.

 

Vía| psicoarea

Más información| inht

Imagen| estres

Vídeo| Síndrome de Burnout

En QAH| ¿Cómo llevar una vida saludable? (I)

RELACIONADOS