Tecnología y Social Media 


¿Qué es el Motion Capture?

La tecnología nos rodea y define la mayor parte de nuestras experiencias vitales. Seguro que todos hemos tenido alguna vez la típica conversación en la que, generalmente gracias a una persona mayor que nosotros, nos damos cuenta de que las cosas eran muy distintas en otros tiempos.

Está claro que la ciencia y los avances tecnológicos nos han facilitado mucho la vida, pero no podemos dejar de observar que los mayores desarrollos se producen en áreas donde existen intereses económicos, aquellas en las que una inversión puede ser rentable. Por eso, uno de los campos que más han evolucionado en las últimas décadas es el del cine. Dentro de la industria cultural, el mundo del cine mueve miles de millones de euros al año, motivo suficiente para que las grandes superproducciones -o blockbusters– sean auténticos laboratorios de experimentación tecnológica.

Uno de los tantos avances desarrollados gracias al cine es una técnica llamada motion capture, o captura de movimiento. Aunque aparece en muchas películas recientes, también se utiliza con fines militares o deportivos. ¿En qué consiste? Como se puede deducir por su propio nombre, su objetivo es grabar o registrar una acción o movimiento para posteriormente reproducirlo o modificarlo a través de la tecnología digital. En el caso del cine, se aplica para animar personajes ficticios. Un ejemplo es Davy Jones, de la saga de películas de Piratas del Caribe.

Como explica ILM, la empresa que se encargó de la animación de Piratas del Caribe: En el fin del mundo, crear un personaje con un realismo tan alto como el de Davy Jones no habría sido posible sin el motion capture. De hecho, fue nombrado por Entertainment Weekly el segundo personaje más convincente de la historia del cine animado por ordenador, después de King Kong.

¿Cómo se utilizó el motion capture para dar vida a Davy Jones? ILM desarrolló una técnica específica denominada iMocap, que monitorizaba todos los movimientos de los actores que requerían algún tipo de animación posterior. Así, por ejemplo, Bill Nighy, el actor que encarnaba a Davy Jones, tuvo que vestir durante el rodaje de la película un traje gris lleno de sensores que registraban todas sus acciones. Su cara, aparte de tener un maquillaje especial, también incluía sensores para registrar sus gestos de una manera detallada. Unas cámaras especiales grababan la actuación real del actor y enviaban una representación digital al ordenador, siguiendo las indicaciones de los sensores. Al final del proceso, ILM tenía una copia digital de todos los movimientos y gestos del actor que, a través de programas de animación 3D como ZBrush, acabaron derivando en el realista personaje que vemos en pantalla.

Sin duda, es una técnica que ha facilitado mucho las cosas -imaginad el trabajo de maquillaje que habría llevado sin el motion capture- y que ha abierto muchas puertas en el mundo del cine, pues podemos disfrutar de personajes fantásticos con un comportamiento muy humano.

Imagen | Composición a partir de imágenes de “ILM – Animating Davy Jones and Crew for Pirates 3”

RELACIONADOS