Economía y Empresa 


¿Qué es el gobierno corporativo?

Ya en 1776, en su obra maestra “La Riqueza de las Naciones”, Adam Smith hizo mención de un problema con importantes consecuencias en la actualidad: si en una empresa los propietarios y los directivos son partes diferentes, existe el potencial problema de que los últimos no actúen en interés de los primeros y por tanto se produzca un problema en la administración de la empresa.

A la problemática y estudio asociado a alinear los objetivos de los directivos con los de los accionistas se ha denominado gobierno corporativo.

A partir del escándalo Enron, una de las mayores compañías energéticas del mundo que en el año 2001 quebró debido a las malas prácticas de sus directivos y que se llevó por delante miles de millones de dólares en ahorros de sus accionistas y miles de puestos de trabajo, el gobierno corporativo ha ganado relevancia tanto en los medios de comunicación como en el estudio de la administración de las empresas y en su regulación por las autoridades.

Escándalos tan recientes como el de las emisiones contaminantes de Volkswagen o la reestructuración de Abengoa tras una serie de malas inversiones realizadas por parte de sus directivos demuestran que los problemas asociados al gobierno corporativo lejos de disminuir, van en aumento.

La Teoría más popular que ha abordado el estudio del gobierno corporativo es la Teoría de Agencia. Popularizada por Michael Jensen y William Meckling en una investigación seminal en 1976, esta teoría postula que los objetivos de los directivos diferirán de los objetivos de los propietarios, ya que mientras los primeros desean maximizar su salario, su seguridad laboral y su poder dentro de la empresa, los segundos desearán la maximización del valor de sus inversiones.

Para alinear los objetivos de los directivos con los propietarios, la Teoría de Agencia propone varias prácticas como por ejemplo el pago en acciones o en opciones sobre acciones (Stock Options) de parte del salario de los directivos.

Un enfoque teórico alternativo a la Teoría de Agencia que busca aportar soluciones al problema del gobierno corporativo es el Enfoque Conductista. Este enfoque teórico orienta el problema de gobierno corporativo no como una situación en el que los directivos deliberadamente actuarán en contra de los intereses de los propietarios para alcanzar sus objetivos personales.

En realidad, para este enfoque teórico alternativo los problemas asociados a un mal gobierno corporativo se derivarán del pobre desempeño del consejo de administración, órgano de la empresa encargado de asesorar, controlar y retribuir al equipo directivo.

El impacto que el gobierno corporativo tiene en el desempeño de las empresas y en el bienestar de sus stakeholders como los accionistas, empleados, proveedores y prestamistas hacen que esta disciplina sea una de las que más atención acapara dentro del estudio de la administración de las empresas por parte de los académicos, los reguladores y el público en general.

Vía| Fuente propia

Imagen | Reynermedia

En QAH | Elasticidad de un bien

RELACIONADOS