Jurídico 


¿Puede regularse el uso del “burka” mediante una Ordenanza municipal?

¿Tiene competencia un Ayuntamiento para decidir si limita o prohíbe el acceso a dependencias municipales a aquellas mujeres que lleven burka o niqab? Esta es la cuestión que responderemos mediante este artículo.

Para ello nos basaremos en la STS de 14 de febrero de 2013 (núm. de recurso 4118/2011) que a través de un recurso de casación dio respuesta a las pregunta antes mencionada.

Era objeto de recurso por parte de la Asociación Wataní por la Libertad y la Justicia el Acuerdo del Pleno del Ayuntamiento de Lleida de 8 de octubre de 2010, que modificó tres artículos de la Ordenanza municipal de Civismo y Convivencia, estableciendo entre otros asuntos, que “la normativa reguladora de los servicios y del uso de los edificios y equipamientos municipales (reglamentos, normas de funcionamiento, instrumentos, etc.) podrá limitar o prohibir acceder o permanecer en los espacios o locales destinados a tal uso, a las personas que porten velo integral, pasamontañas, (…)”

Mujer con burkaLa Asociación recurrente criticaba que la sentencia de apelación –al dar la razón al Ayuntamiento de Lleida- cometió “infracción de la competencia en materia legislativa, al no haber tenido en cuenta la sentencia –se refiere a la dictada por el TSJ de Cataluña- la inexistencia de norma legal preexistente con cobertura para establecer sanciones e infracciones”.

A su vez, sostenía que mediante el Acuerdo adoptado en su día, se cometía la “infracción del artículo 16 de la Constitución Española –vulneración del derecho fundamental a la libertad religiosa- y de los artículos 1 y 2.1. de la Ley Orgánica de Libertad Religiosa”.

El Ayuntamiento de Lleida tras insistir en que “la Ordenanza no tiene por objeto la regulación exclusiva del velo integral, sino de los elementos que obstaculicen la visión del rostro” consideraba que los artículos 139 y 140 de la Ley de Bases de Régimen Local (LBRL) le otorgaban competencia para regular el uso del velo en los edificios municipales. Criterio no compartido por el Ministerio Fiscal al considerar “que el Ayuntamiento de Lleida carece de competencia para regular la materia, no amparable en los arts. 139 y 140 de la LBRL”.

El Tribunal Supremo, para zanjar la cuestión competencial,  en el fundamento de derecho séptimo afirmó lo siguiente: “La pretendida atribución a los Ayuntamientos de competencia para regular aspectos accesorios de los derechos fundamentales resulta contraria a lo dispuesto en el art. 53 CE, (…), según el referido precepto constitucional, todo el ejercicio del derecho fundamental está reservado a la Ley, y no puede por ello ser objeto directo de regulación por una Ordenanza municipal”.

En el fundamento de derecho décimo, el TS dijo expresamente que “visto en este caso que tal ley no existe, basta sólo con ello, para afirmar que la prohibición establecida al respecto en la Ordenanza así como en los Reglamentos provisionalmente aprobados en ese punto por el Acuerdo recurrido (…) vulneran el citado derecho fundamental”

Por consiguiente, no se puede regular a través de una Ordenanza municipal el uso del burka o niqab, dado que al afectar a un derecho fundamental como la libertad religiosa, ello debe hacerse exclusivamente mediante una Ley Orgánica.

Vía| STS de 14 de febrero de 2013 (núm. de recurso 4118/2011)

Imagen| Mujeres con burka

RELACIONADOS