Coaching Profesional, Coaching y Desarrollo Personal 


Prueba a vivir en el AQUÍ y AHORA (I)

El ritmo de vida que se nos exige o que nos exigimos a nosotros mismos hace que vivamos sin disfrutar el momento presente: nuestro aquí y ahora. Es decir, en este preciso lugar en el cual nos encontramos y en el momento exacto en el que estás leyendo esto. Pero… ¡tengo una buena noticia! Y, es que nunca es tarde para pensar si realmente vivimos en su totalidad el día a día o es él el que nos consume. Reflexionemos,… ¿no consigues dormir en armonía sin pensar en todo lo que tienes que realizar mañana cuando te despiertes?, ¿no eres capaz de disfrutar de lo que haces?, ¿sólo quieres avanzar como el resto de la gente (tener trabajo, coche, casa, familia)? No te preocupes, no eres un ser extraño: bienvenido al resto de (casi) todos los seres humanos.

Nuestra mente es maravillosa y goza de unas capacidades increíbles: aprendemos, razonamos, nos adaptamos a través de la inteligencia a situaciones impensables, somos capaces de sentir, de amar, de soñar…, pero también de identificarnos con el dolor de nuestros pensamientos negativos. Continuamente estamos pensando en qué será de nosotros dentro de 3 meses o 5 años o tratando de analizar lo qué ya pasó, arrepintiéndonos de no haberlo afrontado de otra manera.

¡Que no cunda el pánico! Contamos con la grandísima suerte de que nuestro cerebro es capaz de cambiar gracias a su enorme plasticidad cerebral y podemos crear nuevas conexiones que nos hagan sentir en el momento real y, del mismo modo, contamos con recursos, tanto físicos como mentales, que nos ayudan a centrarnos en el momento presente.

Para ello, debemos tener en cuenta algunos puntos para llevar a cabo el cambio consciente de nuestros pensamientos el aquí y ahora:

  1. Aprende a aceptar sin juzgar: no tenemos que resistirnos ni negarnos al momento que tenemos delante. Por muy difícil o triste que nos resulte una situación e incluso una determinada etapa de la vida, “todo pasa”. No trates de negar el “ahora” y de escapar de él pensando en un futuro incierto o ahogándote en un pasado inamovible. “Acepta cualquier cosa que contenga el momento presente como si la hubieras elegido”. Prueba a llevarlo a cabo, en un primer momento, en situaciones que te causen menos dolor, como por ejemplo la cancelación de un evento al que querías ir desde hace dos semanas. Poco a poco podrás aceptar situaciones más difíciles, como la ruptura con tu pareja o una situación de desempleo. Aceptar nos ayuda a actuar hacia el camino que queremos, a motivarnos y buscar alternativas ante esos problemas cotidianos.
  2. Haz hueco a la energía positiva: si mantienes una actitud positiva, ésta reemplazará en tus pensamientos a toda la negatividad que te causaba el dolor de pensar más allá del momento presente. ¿Consideras que estás dentro de un círculo vicioso de pensamientos llenos de negatividad? Aléjate siendo consciente del momento. Utiliza la actitud para realizar lo que realmente estás haciendo en este momento.
  3. Toma consciencia: prestar atención a cada actividad que realizamos nos ayuda a conseguir un mayor rendimiento y satisfacción con la misma. Si estás tomando consciencia del presente no dejas espacio al pasado ni al futuro. Pensar en lo que hicimos hace 5 minutos no nos va a llevar a ninguna parte. Piensa en lo que estás haciendo ahora mismo. Hoy serás capaz de ser consciente tan sólo 2 minutos pero mañana quizá sean 2h en las cuales estás cocinando, viendo una película o entablando una conversación con una amiga.
  4. Practica la meditación: meditar nos ayuda a seguir conscientes más allá de nuestras actividades cotidianas. Aprendemos a vivir tranquilos, en calma y en equilibrio. En definitiva, meditando conseguimos una observación constante de nuestra mente. Al principio comenzaremos a practicar la concentración con la ayuda de un objeto externo, por ejemplo una vela o un mantra, y después aprenderemos a focalizar. Para ello nos sentaremos en una postura cómoda y colocaremos el objeto frente a nosotros tratando de pensar sólo en ello, también podemos practicar sentados siendo conscientes de nuestra respiración (inhalación y exhalación).Astagha yoga

 

  1. Haz ejercicio: practicar ejercicio ayuda a la mente a centrarse en la actividad que está realizando. Puedes realizar cualquier ejercicio físico: salir a correr, montar en bicicleta, jugar al tenis, bailar, hacer boxeo. Y, ahora que sabes de la importancia de ser consciente, trata de centrar tu atención plenamente en lo que dure el ejercicio sin pensar en qué harás después, si te ducharás en el gimnasio o no o si tu perro habrá montado una buena en tu casa. Una forma de hacer ejercicio es practicar Asthanga Yoga, una modalidad del Yoga dinámico que trabaja las asanas o posturas con la respiración de una manera sincronizada y tomando consciencia del movimiento.

Hay que añadir que el concepto del “aquí y ahora” está relacionado con el mindfulness. “Mindfulness” (o atención plena) es vivir en el presente de una manera activa, es decir, siendo conscientes de nuestra experiencia sin tratar de controlarla. Esta técnica procede de la filosofía Zen, la cual se incorpora a la psicología como una herramienta psicoterapeútica de tercera generación. No obstante, como hemos podido comprobar, el mindfulness es mucho más que una herramienta, es un modo de vida.

Poniendo en práctica estas pautas podremos conseguir momentos en los cuales estaremos centrados en el lugar en el que nos encontramos y en el presente de nuestro día a día, alejarnos de vivir preocupados por algo que ya pasó o con la ansiedad que supone vivir pensando en el futuro. De este modo, aprenderemos a disociar la mente de nosotros mismos, “tú no eres tu mente” y, para ello, el Yoga nos ayuda a centrarnos en los puntos que aquí se han hablado.

¡No olvides que tú tienes la llave para conseguir el cambio de tu vida!

Vía| Eckhart, T. (2001). Conciencia: el camino para salir del dolor. En El poder del ahora (53-85). Madrid: GAIA Ediciones.

Lucy, L., Narayani y Giris, R. (2009). La meditación. En El nuevo libro del Yoga (86-88). Barcelona: RBA Libros.

Ana Muñoz. (2016). ¿Qué es el Mindfulness?. 23/ 10/ 2016, de About en Español Sitio web: http://motivacion.about.com/od/psicologia/a/Que-Es-El-Mindfulness.htm

Imagen|Aquí y ahoraAsthanga Yoga.

En QAH| Hakuna Matata

RELACIONADOS