Derecho Internacional, Economía y Empresa, Jurídico 


¿Por qué Alemania no debería de ser tan dura con Grecia? (II)

Como decíamos, bien podría ser lo que ocurre con Alemania y Europa una cuestión de historia

Y es que uno de los mayores defectos del hombre es tal y como dice Albrecht Ritschl, que “el pasado que no gusta, se olvida con facilidad”, lo que nos condena a volver a vivirlo.

Alemania ha olvidado su pasado, de las razones que la llevaron a ser la potencia que hoy es, nos hace creer que la situación griega es la peor en la historia de Europa, cuando ese triste record lo tiene la propia Alemania, que fue mucho más deudora de lo que hoy es Grecia, y que protagonizó uno de los incumplimientos de pagos más grandes de la historia, primero en la Primera Guerra Mundial, y después en la Segunda.

Después de la Primera Guerra Mundial, Alemania fue considerada culpable y en el Tratado de Versalles se le condenó a pagar miles de millones de marcos y de oro a los vencedores,  cantidad que intentó pagar hasta que Hitler decidió dejar de hacerlo. Se le oprimió y marginó de la misma manera que hoy Alemania está haciendo con Grecia. Estados Unidos prestó a Alemania el dinero que necesitaba para hacer sus pagos, pero la crisis de los años treinta, derribó la economía, el patrón oro e incluso la democracia.

Para evitar errores del pasado, tras la Segunda Guerra Mundial, Estados Unidos aceptó la condonación del 50% de la deuda, que permitió el verdadero milagro económico, que no fue el español, sino el alemán, que pasó de ser el país desarrollado más endeudado de la historia a ser uno de los jueces económicos mundiales. Creo que Alemania se ha olvidado de eso, y que las políticas de recortes son importantes, pero no hacen crecer la economía, y asfixiar a un país y a una población con exigencias incumplibles tampoco.

Tal fue la deuda de Alemania, que terminó de pagar los costos de la PGM en 2010, 92 años después. Esta quiebra, ha sido la más grande de la historia, y hace que la de Grecia, parezca pequeña, y no creo que sea injusto recordarle a Alemania, que esa prosperidad que tienen hoy, se la deben a la benevolencia de otros países, ya que la probabilidad que Alemania tenía de pagar su deuda era casi imposible, al igual que la de Grecia.

Vía| El Blog Salmón, Boshtosh, El País.

En QAH| Alemania también vivió una crisis “griega” ¿Cómo es el sistema tributario alemán?

Imagen| Fórmula Europalemania

RELACIONADOS