Economía y Empresa 


Poder, autoridad y liderazgo (I)

Actualmente en un entorno económico en constante cambio donde las empresas han de responder a las exigencias del mercado que varían rápidamente, y por tanto el número de trabajadores en plantilla, el empresario ha de mantener al principal activo empresarial (el equipo humano), siempre motivado y preparado para un aumento del rendimiento o para una posible salida de la empresa pero manteniendo una actitud proactiva y conseguir ser captado por otras empresas.

Liderazgo

El resultado óptimo viene de la combinación del poder, la autoridad y el liderazgo.

Así pues en las empresas encontramos trabajadores que dan órdenes y trabajadores que transforman esas órdenes en el output de la empresa, lo cual a primera vista deja ver una estructura donde el poder fluye unidireccionalmente, de  trabajadores que mandan y trabajadores mandados dando a entender que en las empresas el de arriba SOLO manda y el de abajo SOLO obedece, hecho que actualmente sucede en muchas empresas y no explotan todo el potencial de rendimiento que se podría conseguir con un clima laboral donde toda la plantilla esté comprometida con el proyecto, y por tanto el mercado se encargará de depurar a aquellas que no hayan hecho una transición de un modelo autoritario o simplemente de dirección a un modelo de liderazgo, ya que el grande no se come al pequeño,  sino el rápido al lento.

Por tanto todo equipo directivo y trabajadores deben conocer las formas de poder que podemos encontrar dentro de una organización, para ello empezamos definiendo tres conceptos que determinarán las relaciones tanto dentro de la empresa como fuera: Poder, autoridad y liderazgo.

¿Qué es el poder? El poder es la capacidad de influir que tiene un individuo (X) en el comportamiento de otro individuo (Y), así pues el poder no se tiene en un entorno donde solo estamos nosotros ya que el poder para que sea verdadero poder se ha de ejercer, por lo cual necesitamos tener poder en relación a, ya sea un individuo o miles de individuos. El poder vendrá dado por la dependencia de los individuos respecto a la persona que posea algo que necesiten, por tanto cuanto mayor sea la dependencia de (Y) respecto (X), este último en mayor medida podrá ejercer su poder, aquí es donde la gente asocia poder a autoridad que es una forma de poder, ¿y que es tener autoridad? es poseer el derecho institucionalizado de influir sobre otro individuo, pero el poder no viene siempre dado por la posición jerárquica (por ejemplo: poder experto), encontramos entonces distintas bases de poder:

Poder Legítimo: Poder que viene dado por el cargo que desempeña una persona en una organización.

Poder de recompensa: Poder que viene dado por la posesión de un bien deseado o necesitado por otro individuo.

Poder coercitivo: Poder de privar a otro individuo del bien deseado o necesitado.

Poder de referencia: Poder de influir en otras personas ya que los individuos se identifican con la persona que ejerce el poder.

Poder experto: Poder que viene dado por la admiración de otros individuos sobre nuestras capacidades o conocimientos y habilidades sobre una materia.

Así pues las empresas que se precien y busquen un rendimiento óptimo no dirigirán a sus empleados por su poder de autoridad, sino que lideraran a un equipo humano formado por trabajadores de diferentes jerarquías y cada trabajador se liderará como mínimo a si mismo o a otros individuos para la consecución de los objetivos comunes y propios.

Para ello han de apoyarse en el liderazgo,  el cual lo definimos como la capacidad de influir en el comportamiento de otro individuo sin tener precisamente un poder formal, es decir los individuos voluntariamente se dejan subordinar por este individuo al que reconocen unas capacidades  que permitirán lograr los objetivos comunes y propios.

En conclusión, en las empresas donde no hay únicamente directivos autoritarios sino directivos y trabajadores líderes que han sabido adaptarse a las exigencias del mercado y alineado la estrategia y objetivos de la empresa con los objetivos de la plantilla lograrán un resultado de rendimiento óptimo ya que los trabajadores estarán más motivados y de forma voluntaria aceptaran trabajar de mejor forma para la organización, para sus compañeros y para ellos mismos.

Imágen| Blog EEN

En QAH| ¿ Cómo ser un líder consciente en la vida ?

RELACIONADOS