Cultura y Sociedad 


¿Ahora que pasa el verano abandonas el protector solar? ¡Error!

Se acaba el verano y ya guardamos los bañadores, bikinis, trikinis, la toalla se guarda en el altillo y el protector solar queda relegado al fondo de la balda del baño, sabes que estará ahí hasta el año que viene pero no vas a usarlo más hasta entonces. ¿Es lo más adecuado?

Seguramente, la mayoría de nosotros no sabemos usar bien el protector solar ni en verano. Los factores más comunes de las cremas solares son el factor 15, 30 y 50 pero ¿sabemos realmente cuál es la diferencia entre ellos? Escoger la protección solar adecuada puede prevenir que suframos un cáncer de piel o cualquier otro tipo de problema importante. Aunque los rayos de sol son invisibles pueden llegar a ser muy peligrosos, la luz solar contiene elementos como fotones de rayos ultravioleta que resultan imperceptibles para el ser humano y que afectan a nuestra piel de manera negativa si se abusa de la exposición al solar.

CREMA SOLAR

Crema solar. Fuente: Cuidado de la piel

El cáncer de piel se ha incrementado a nivel mundial en los últimos 25 años. En España, ha aumentado un 38% en los últimos cuatro años, cerca de un 10% cada año y se prevé que seguirá aumentando en las siguientes décadas.  Según los últimos datos de la Campaña del Euromelanoma, en el año 2012, se detectaron aproximadamente unos 5.000 casos: 2.286 en hombres y 2.718 en mujeres. No obstante a pesar de estas cifras, el cáncer de piel se puede prevenir.

melanoma

Melanoma. Fuente: Juventud Rebelde

Por ello es importante salvaguardar nuestra piel durante todo el año con algún tipo de protección solar. Los protectores solares crean una fina capa en la piel que evita que los rayos UV que lleguen a la epidermis le provoquen algún daño. Estas cremas poseen ingredientes orgánicos e inorgánicos que absorben y actúan contra estos tipos de rayos. Los componentes inorgánicos son pigmentos que funcionan como pantallas bloqueadoras de los rayos UV, los más comunes son el dióxido de titanio y el óxido de zinc.

A la hora de decidir qué tipo de filtro escoger es importante conocer las diferencias entre el factor 15, 30 o 50. El índice de protección solar es el número que nos indica cuánto tiempo estamos protegidos según el filtro que apliquemos sobre la piel. Para comprender fácilmente cómo funcionan estos factores, un filtro de protección 10 solo deja pasar 10 de cada 100 fotones que atacan nuestra piel, uno de factor 20 únicamente dejará pasar 5 de cada 100 fotones y uno de factor 50 dejaría pasar solo 2. Esto significa que una gruesa capa de filtro de factor 10, 20 o 50 nos protegería del sol para exponernos al 10, 20 o 50 veces más. Además es importante tener en cuenta la diferencia de color de piel así como si los que se exponen al sol son niños o adultos.

tabla-proteccion-solar-oriflame-450x272

Tabla protector solar. Fuente: Ay Mamá Blog

Sin embargo, factores externos como el agua hacen que se pierda parte de la protección, lo que provoca que el tiempo de seguridad sea aún menor. Por ello los expertos recomiendan usar cremas con factor de protección entre 15 y 50 para evitar que no estemos protegidos del sol. Aunque numerosos estudios han demostrado que no existe un producto 100% seguro que nos proteja totalmente del sol es importante que siempre que nos expongamos a los rayos ultravioleta lo hagamos protegidos para evitar futuros problemas.

Vía| El Blog de la Piel Sana

Más Información| El Mundo

RELACIONADOS