Cultura y Sociedad, Patrimonio 


Nuevos datos sobre el poblamiento del continente americano

Diversas han sido las teorías que tratan de establecer una cronología para la ocupación humana del continente americano. Sin embargo, el descubrimiento de unas herramientas de unos 22.000 años de antigüedad en el noreste de Brasil ha lanzado una nueva cronología. A lo largo de los últimos años, diferentes hallazgos distribuidos por toda América ponen en duda el modelo vigente.

Arte rupestre en Serra da Capivara (Brasil)

Arte rupestre en Serra da Capivara (Brasil)

En la Serra da Capivara (NE de Brasil) el antiguo arte rupestre representa feroces batallas, escenas de fiestas y cazadores con lanzas persiguiendo a sus presas. Estas representaciones, que se cuentan por miles, se encuentran escondidas en los abrigos de roca que fueron ocupados por los humanos milenios atrás. Con más de 9.000 años de antigüedad y pintadas con ocre rojo, estas pinturas se sitúan entre los testimonios más antiguos sobre cómo era la vida en América durante la Prehistoria.

Sin embargo, es lo que los arqueólogos encontraron cuando comenzaron a excavar a la sombra del arte rupestre lo que está contribuyendo a reevaluar la historia humana de esta zona. Los investigadores afirman haber encontrado herramientas de piedra que demuestran que los humanos llegaron a lo que hoy es el noreste de Brasil hace 22.000 años. Estos hallazgos contribuirían a poner en duda el famoso modelo Clovis, que defiende que los humanos llegaron por primera vez a América, procedentes de Asia, a través del Estrecho de Bering hace unos 13.000 años. Este modelo se basa en la datación por radiocarbono de puntas de lanza encontradas en la década de 1920 cerca de Clovis (Nuevo México).

Ubicación de Serra da Capivara, donde se encuentran antiguos vestigios del hombre americano

Ubicación de Serra da Capivara, donde se encuentran antiguos vestigios del hombre americano

Para el profesor Walter Neves, de la Universidad de Sao Paulo, estos descubrimientos podrían cambiar todo lo que se sabe acerca del poblamiento de América. Él mismo, tras analizar un cráneo en Brasil obteniendo una datación de 11.000 años, insinuaba que algunos de los antiguos americanos se parecían más físicamente a los aborígenes australianos que a los asiáticos.

Y es que es precisamente en Sudamérica, a miles de km del yacimiento de Nuevo México, donde los arqueólogos están postulando algunos de los desafíos más profundos al modelo Clovis: en Uruguay los humanos cazaban megaterios hace unos 30.000 años, del mismo modo que se ha documentado presencia humana en el yacimiento de Monte Verde (Chile) hace 14.800 años. Incluso en Brasil se han encontrado objetos en un abrigo rocoso que demostraron que los humanos habían llegado a Sudamérica casi 10.000 años antes de que los cazadores Clovis comenzaran a aparecer en Norteamérica.

A pesar de los hallazgos, los defensores del modelo Clovis parecen aún reacios a abandonar su teoría. Algunos investigadores como Gary Haynes (Universidad de Nevada) defienden que las piedras halladas no son herramientas talladas por el hombre, sino que podrían haberse fragmentado de modo natural. O Stuart Fiedel, arqueólogo de una consultoría ambiental, quien afirma que podrían haber sido los monos quienes hicieron estas herramientas.

Punta Clovis: 13.500 BP

Punta Clovis: 13.500 BP

Pero para seguir desmantelando el modelo Clovis, genetistas moleculares demostraron recientemente que los indígenas Botocudo, que vivieron en Brasil a finales del Siglo XIX, compartían secuencias genéticas con los habitantes de Polinesia.

Estos datos plantean algunos interrogantes como: ¿Cómo podrían haber llegado los polinesios o los australianos a Brasil? Aunque con los nuevos datos el modelo Clovis parece estar quedando obsoleto, sin duda serán las nuevas investigaciones las que aportarán nuevos datos que permitan desentrañar cómo se pobló América.

 

Vía| The New York Times

Imagen| Arte rupestre, localización geográfica, punta Clovis

En QAH| ¿Cómo llegó el ser humano a América?

 

 

RELACIONADOS