Patrimonio 


La muralla cristiana de Talamanca

Para comenzar bien el año nuevo en el ámbito de la arqueología, una noticia que conocíamos poco antes de comernos las uvas. Nos quedamos esta vez en la Comunidad de Madrid para conocer uno de los descubrimientos más increíbles de 2017.

Ha sido descubierto un tramo de muralla en la localidad madrileña de Talamanca del Jarama. Esta muralla, datada en el siglo XIII, ha sido encontrada bajo tierra, y se convertirá próximamente en un museo al aire libre.

La muralla cristiana de Talamanca

Esta pequeña localidad fue durante el medievo un punto geoestratégico muy importante para la conquista de Madrid y la cuenca del río Jarama. Fue constituida como un recinto amurallado que fue ampliándose progresiva y concéntricamente, al igual que pasó con Madrid y con otras plazas similares.

A partir de la victoria en la Batalla de las Navas de Tolosa de 1212, esta zona queda integrada en territorio cristiano y la muralla pertenece a este nuevo reordenamiento, del siglo XIII, no al islámico anterior. La Orden Cartuja contaba con un recinto agrícola justo encima durante los siglos XVII y XVIII y eso ha sido lo que ha permitido su preservación excepcional.

Paño de muralla con materiales visigodos

Lo sorprendente, sobre todo, ha sido el hallazgo de los torreones, siete en este caso. Además, las piedras conservan las juntas, el ladrillo y los sillares, lo que ha permitido a los profesionales un análisis muy pormenorizado y un estudio exhaustivo.

Los restos están muy bien conservados y se superan los tres metros de altura en los lienzos de muralla. Cada torreón está a 21 metros de distancia exactamente, y se ha apostado por una restauración lo más fiel posible al original. La recuperación se ha hecho con materiales y técnicas tradicionales: cal, arena y ladrillo, y la ha llevado a cabo el arquitecto Juan de Dios de la Hoz, Premio de Cultura de la Comunidad 2017 en la categoría de Patrimonio Histórico.

Más materiales de reaprovechamiento

Han aparecido vestigios visigodos como relleno de los paños de muro. Con toda seguridad es una reutilización de materiales previos que hubiera en la zona, lo más probable es que por ruina. El reaprovechamiento de materiales es algo tremendamente común a todas las épocas y lugares. Cabe también la posibilidad de que en próximas intervenciones aparezcan más torreones o más paño de muralla.

Los trabajos van a continuar durante este año 2018. Terminada a mediados de diciembre la intervención en la muralla, se va a proceder a urbanizar la zona y a musealizarla. El plan de musealización, en el que van a colaborar Patrimonio de la Comunidad de Madrid y el Ayuntamiento de Talamanca del Jarama, va a consistir en un paseo que arranque en la muralla y que finalice en un puente romano que tiene la localidad. Se va a apostar por una musealización al aire libre, con paneles explicativos a lo largo de todo el paseo y una iluminación adecuada.

Desde aquí nuestra enhorabuena por el hallazgo y por el empuje desde las Administraciones para que el Patrimonio sea puesto en valor.

 

Vía| El País, Cadena Ser

Más información| Wikipedia

Imágenes| El País

RELACIONADOS