Reflexiones 


Mindful eating: introducción a la Alimentación consciente

 

A veces parece que vivamos en una constante maratón en la que cuantas más cosas consigamos hacer, mejor habremos aprovechado el día. Esta actitud nos hace ir corriendo de un lado para otro y en la mayoría de los casos “ejecutar” acciones sin plantearnos por qué las llevamos a cabo ni ser plenamente conscientes del momento.

Para tratar de poner solución a esto surgió el Mindfulness o Consciencia Plena, una teoría o más bien forma de vida que pretende potenciar la capacidad intrínseca de la mente para estar consciente y presente en un momento determinado. Esta visión puede extrapolarse a todos los aspectos de la vida y la alimentación no podía ser menos, en este caso hablaríamos de Mindful Eating o Alimentación Consciente, cuya base no es otra que tener una plena consciencia a la hora de comer.

MIndful eating: introducción a la Alimentación consciente

Mindful eating: introducción a la Alimentación consciente

Es común que comamos a toda prisa por falta de tiempo y prácticamente engullamos lo que tenemos en el plato sin preguntarnos si tenemos hambre si quiera, pero a la larga esta forma de comer nos perjudica haciendo que perdamos el contacto con la naturaleza de los alimentos y, lo que es peor, con nosotros mismos.

¿Cómo propone esta corriente que podemos empezar a ser más conscientes de lo que comemos?

Principalmente aprendiendo a escuchar a nuestro cuerpo, saber qué le apetece, qué le sienta bien o mal, cuándo tenemos hambre real y no ansiedad por la comida  y, especialmente, informándonos sobre qué es aquello que estamos comiendo. Otras pautas como comer sin la televisión encendida o dedicar al menos veinte minutos a cada comida serán de gran utilidad para alcanzar nuestro propósito de consciencia.

Los beneficios de “comer conociendo” son muy amplios; desde cambios positivos en nuestro estado de ánimo y un aumento de los niveles de energía hasta una mejora general de la salud. Es bien sabido que aquello que comemos nos afecta directamente y, por eso, en los sucesivos artículos de esta nueva sección profundizaremos en los beneficios de ciertos alimentos, cómo podemos aprender a escuchar a nuestro cuerpo y lo importante que es volver a lo sencillo y natural en lo que a alimentos se refiere.

Parece entonces sensato pensar que tomarnos más tiempo para descubrir lo que nos hace bien y cómo y por qué hacemos lo que hacemos, especialmente en el muchas veces menospreciado campo de la alimentación, nos ayudará a sentirnos mejor en todos los aspectos. Con este fin nos proponemos mostraros nuevos enfoques que se alejen del actual e imperante concepto de la nutrición ayudándonos a tomar un mayor contacto con nosotros mismos y, en definitiva, a sentirnos mejor.

¿Os animáis a ser más conscientes de lo que coméis?

Vía| Mindful Eating, Mindfulness, Alimentación consciente

Imagen| Consciente

En QAH| Mindfulness

RELACIONADOS