Patrimonio 


Ludos et gladiatores: anfiteatros en la Bética

Este mes, en vez de dar una buena noticia sobre arqueología española, vamos a dar dos. Octubre ha terminado generoso y no se puede desaprovechar esta oportunidad. Nos quedaremos, eso sí, en Andalucía, en concreto en Porcuna (Jaén) y en la ciudad de Córdoba, pues de ambas y de sus respectivos anfiteatros hablamos en las siguientes líneas.

El descubrimiento del anfiteatro de Porcuna (Jaén) está siendo una sorpresa mayúscula para los investigadores. Las catas que se han realizado revelan unos datos asombrosos: podría ser mucho mayor que el de Mérida (Badajoz).

Ludos et gladiatores: anfiteatros en la Bética

No solo se ha hablado de sus dimensiones, sino de su buen estado de conservación, teniendo en cuenta que la primera datación estaría en torno al siglo I a. C.

Descubierto de casualidad hace dos años mientras se acometían unas obras en el municipio, se pidió permiso de excavación a la Junta de Andalucía para realizar prospecciones. Ha salido a la luz, por ahora, un muro de 50 metros de largo por 6 de alto, y las previsiones son muy halagüeñas en lo que a trabajo arqueológico se refiere.

La previsión del coste, de alrededor de unos 3 millones de euros, ha obligado al consistorio a pedir ayudas al gobierno central y a la Junta para poder llevar a cabo tamaña empresa.

La Calderona, la cisterna romana de Porcuna (Jaén)

Además del anfiteatro, el municipio cuenta con impresionantes ruinas de la ciudad romana y con piezas únicas, como la cisterna de La Calderona, cuyo tamaño (600 metros cuadrados) avala la existencia de termas en la antigua ciudad de Obulco, que fue una de las de mayor extensión de cuantas fundó Roma en el territorio que ocupa hoy Andalucía.

Por otra parte, siguiendo con el tema de los anfiteatros, el de Córdoba, que parece que va a ser rescatado del hastío y el olvido en el que permanece, debido a la falta de fondos.

Este edificio fue descubierto en 2003 gracias a unas obras en la Facultad de Veterinaria. Tras varios años de investigación, las más 30.000 almas que podía albergar este anfiteatro de la romana Corduba quedaron en el olvido por culpa de la crisis. Del plan de musealizar y construir un centro de interpretación se bajaron todos en 2009, y salvo limpiezas puntuales del yacimiento, no se ha vuelto a hablar del tema.

Al menos hasta ahora, ya que parece que la universidad podría estar en conversaciones con el ayuntamiento para que se rescatara de nuevo este proyecto. El momento parece ser inmejorable, ya que se han acometido labores de restauración del templo romano de la calle Capitulares, y parece que piensan reflotar el proyecto del centro de interpretación, matando así dos pájaros de un tiro.

Estado actual del yacimiento arqueológico del anfiteatro cordobés

Se cree que el edificio pudo ser el tercero más importante del Imperio Romano, una tesis que se apoya además en el papel de Corduba como capital de la provincia Bética. La trascendencia de los juegos gladiatorios celebrados en el anfiteatro cordobés viene avalada, además, por el hallazgo de hasta 20 lápidas funerarias de gladiadores en los alrededores del yacimiento.

Todos estos esfuerzos servirían para asimilar mejor la importancia que tuvo Corduba para el Imperio romano. «A los cordobeses nos cuesta entender la colosalidad del rol político de la ciudad», lamenta Desiderio Vaquerizo, arqueólogo y codirector de los trabajos arqueológicos del anfiteatro, que sin embargo esgrime que los avances tecnológicos de hoy permitirían explicar sin demasiado coste una importante etapa de la historia de la ciudad que es, quizás, la menos conocida.

Nos alegramos mucho desde Qué Aprendemos Hoy de ambas noticias y deseamos lo mejor para los proyectos, para que ninguno quede de nuevo en el olvido.

 

Vía| Historia y arqueología, La túnica de Neso

Más información| ABC Jaén, ABC Córdoba, La Vanguardia

Imagen| Europa Press, ABC Andalucía, El Imparcial

En QAH| Análisis de la red viaria por circunscripciones administrativas romanas. La Bética

RELACIONADOS