Cultura y Sociedad 


Los relojes más icónicos del cine

En los 50, Marilyn, la eterna rubia, cantaba que “los diamantes son el mejor amigo de la mujer”. La historia del cine nos ha demostrado a su vez que el reloj es el mejor amigo del hombre.

Desde el Casio de Marty McFly hasta los Rolex de James Bond, son muchos los iconos del cine que cuentan con un reloj característico. Dejando a un lado al anillo único de El Señor de los Anillos, en lo que respecta a las joyas, las mujeres son las protagonistas indiscutibles: los brillantes diamantes de Marilyn, las eternas perlas de Audrey Hepburn, el collar de Nicole Kidman en Moulin Rouge o el colgante de Kate Winslet en Titanic son claros ejemplos de ello.

No obstante, todo galán de cine que se precie presume de un reloj único. Quien se lleva la palma es sin duda James Bond. Desde la primera pelicula de 1962 con Sean Connery hasta la actualidad con Daniel Craig, el elegante agente 007 siempre ha destacado por su buen gusto en relojes. Por su muñeca han pasado modelos icónicos de prestigiosas marcas como Rolex, Seiko, Omega o TAG Heuer, entre los que destacan el Rolex Submarine y el Omega Seamaster. Eso sí, en manos del espía todos se convertían en detonadores o radiolocalizadores.

Otro de los que ha tenido el honor de llevar relojes emblemáticos en el cine ha sido Christian Bale. El actor británico lucía un Jaeger-LeCoultre Reverso Grande Date al encarnar al caballero oscuro en Batman Begins, y un Rolex Datejust de oro de 18 quilates en American Psycho. Una curiosidad sobre este último es que la marca Rolex aceptó aparecer en la película con la condición de que su sanguinario protagonista no llevase el reloj en las escenas en las que cometiese asesinatos. A su vez Ryan Gosling, otro de los más deseados en la actualidad, complementaba su inolvidable chaqueta con un reloj con correa de piel de Patek Philippe, la marca de relojes más cara del mundo actualmente.

Estos relojes y muchos otros, tanto clásicos como modernos, están ahora a nuestro alcance gracias a las nuevas tecnologías, aunque muchos no son aptos para todos los bolsillos. Hoy en día la compra-venta de piezas únicas puede realizarse a través de Internet desde cualquier parte del mundo, y no solo en subastas exclusivas. Asimismo, además de los propios fabricantes, otras webs ponen a nuestra disposición los mejores relojes del mercado, ya sea nuevos como usados, para hacer que todos los hombres tengan un mejor amigo que les acompañe en todo momento.

Pero no todo son relojes de lujo. En esta breve lista no podemos olvidar un reloj vintage como el Lancet WWI Trench sobre el que Christopher Walken hace todo un monólogo en Pulp Fiction y que Bruce Willis arriesga su vida por recuperar, o el Casio CA53X Calculator del protagonista de Regreso al Futuro, todo un emblema pop de los 80 a día de hoy. Por su parte, el primer reloj eléctrico del mundo, el Hamilton Ventura, fue utilizado por Elvis Presley en Blue Hawaii en 1961 y más adelante por Will Smith en Men in Black.

RELACIONADOS