Patrimonio 


Las Torres de Comunicación

En 1901 Marconi realizó la primera comunicación transoceánica de la historia, con el uso de una antena transmisora. Desde entonces, la evolución de estos elementos ha sido constante a lo largo del tiempo, debido a su gran importancia en la sociedad de hoy en día. La telecomunicación se ha convertido en un elemento representativo de una nueva sociedad, y esto se ha hecho patente en la edificación de grandes torres de comunicación situadas en grandes urbes.

Gracias a la importancia ejercida de estos nuevos elementos, arquitectos de todo el mundo, se han puesto manos a la obra para edificar antenas con un carácter más estético, convirtiéndose muchas de ellas en iconos de su propia ciudad. Estas grandes estructuras de comunicación serán el objeto de este artículo.

Torre Tokio. Japón

Podemos situar la célebre torre Eiffel como la primera antena de comunicación con carácter estético; siendo un gran ejemplo de la arquitectura del hierro, su uso como antena de comunicación, en un primer momento para el ejercito y posteriormente para la radio y televisión, ha sido un modelo a seguir por otras estructuras. Un ejemplo claro de su relevancia posterior, es la construcción de la famosa torre de Tokio, inspirada en la estructura parisina, se ha configurado como uno de los elementos emergentes en el skyline de la metrópolis. Construida en 1958, con el paso de los años, la capital nipona fue elevándose, por lo que el uso de transmisión de ondas de la torre de Tokio quedo mermada, por ello tuvieron que levantar una nueva torre de comunicación, la Skytree, convirtiéndose en la antena de comunicación más alta.

Otra estructura de comunicación que se ha convertido en icono indiscutible, es Oriental Pearl Tower, en la gran ciudad cosmopolita de China, Shanghai; diseñada por el arquitecto Jiang Huan Cheng, en 1991 hasta 1994, simulando la apariencia de perlas sobre una placa de jade. Al igual que los ejemplos anteriores, puede ser visitada por los turistas, para que éstos puedan observar toda la ciudad desde una vista privilegiada.

Torre de Cantón. China

En el mismo país nos encontramos con una de las torres de comunicación más altas del mundo, en la provincia de Cantón, diseñada por los arquitectos neerlandeses Mark Hemel y Barbara Kuit. La torre Cantón se retuerce, provocando un gran desafio para su construcción, e incorpora a la ciudad un aire de modernidad y de evolución tecnológica.

Si nos trasladamos al continente americano, la famosa torre de comunicación de Toronto, conocida como la CN Tower, en Canadá, fue edificada para intentar solventar los problemas de comunicación derivados por la construcción de numerosos rascacielos. Estos impedían una correcta transmisión de ondas debido a su altura, por ello se decidió crear esta gran edificación. Es considerada como una maravilla arquitectónica por ingenieros de todo el mundo, así como una de las grandes atracciones turísticas de la ciudad.

Aunque su uso no está relacionado con la comunicación, la Space Needle de Seattle, en Estados Unidos, se ha convertido en un paradigma de la ciudad y del estado de Washington. Su uso es exclusivamente turístico, ya que alberga grandes miradores y restaurantes en su interior.

Torre de televisión de Berlín. Alemania

En Europa la torre de comunicación de la capital alemana acoge especial relevancia. Si bien es cierto que encontramos dos torres de gran importancia; una de ellas, edificada en los años 20, conocida como la torre de radio de Berlín, construida en hierro como la torre Eiffel, está actualmente designada como monumento protegido. Su uso era únicamente de transmisión, aunque con el paso del tiempo se le añadió un restaurante, convirtiéndose así en un monumento visitable. Por otro lado, en la misma ciudad, se levante la torre de televisión de Berlín, construida en 1969, en la antigua República Popular Alemana, y simbolizaba un poderío económico y tecnológico en la Alemania Oriental.

Torre de telecomunicaciones de Montjuïc. España

En España también encontramos famosas torres de comunicación, como Torrespaña, ubicada en la ciudad de Madrid, levantada a principios de los años 80 y prácticamente inaugurada para el Mundial de Fútbol del 82. Su altura se situa en los 232 metros; es una estructura reconocida por todos los madrileños, con el apodo de “el pirulí”. También en España encontramos Torre de telecomunicaciones de Montjuïc, en Barcelona, erigida con motivo de los juegos olímpicos del 92. Su arquitecto, el controvertido Calatrava, diseñaba esta torre de comunicación de una forma inusual, pudiéndose usar como reloj de sol.

Finalizando, cabe destacar el nuevo interés que han proporcionado estas estructuras para configurar la silueta de la ciudad. Arquitectos destacados han trabajado en este nuevo elemento estructural para dotarle de cualidad arquitectónica y artística, sin olvidar su funcionalidad excepcional para la nueva sociedad de las comunicaciones en la que vivimos.

 

Vía| Ramírez, Juan Antonio. Historia del Arte: El mundo contemporáneo, Alianza editorial

Imagen| Torre de Tokio, Torre de Cantón,  Torre de televisión de BerlínTorre de telecomunicaciones de Montjuïc

 

 

 

RELACIONADOS