Derecho Penal, Jurídico 


Consecuencias del amaño de partidos de fútbol (I): introdución

amano450_1381340504

Consecuencias del amaño de partidos de fútbol (I)

El fraude, la corrupción y el amaño de eventos deportivos es desde hace años una de las mayores preocupaciones de los grandes organismos federativos del mundo del deporte. En la actualidad, el fútbol nacional se está viendo sacudido por una trama de supuestos amaños de partidos que puede derivar en unas consecuencias nunca vistas en nuestro país.

Fuera de nuestras fronteras es preciso traer a colación algunos de los casos más relevantes de los últimos años, como el denominado “Moggigate” “Calciopoli” italiano que supuso, entre otras cosas, el descenso de la Juventus a la Serie B, la desposesión de sus dos últimos títulos de liga al haber sido ganados fraudulentamente y la suspensión de su director general durante 5 años; o los casos originados en el fútbol turco que tuvieron como consecuencia la no participación del Fenerbahce, el Besiktas y el Eskişehirspor en competiciones europeas hasta el cumplimiento íntegro de la sanción que para cada uno de ellos determinó el TAS. Como medio para erradicar esta lacra del mundo del deporte, y del fútbol en particular, tanto la FIFA como la UEFA han tipificado y sancionado el amaño de partidos en su normativa reguladora y, en la actualidad, han fijado la lucha contra la corrupción en el deporte como uno de sus objetivos principales.

De igual modo, el legislador nacional ha hecho suya también esta preocupación, tipificando como delito específico la corrupción en actividades deportivas en el artículo 286 bis 4 del Código Penal (en adelante, “CP”), en el ámbito de la corrupción en el sector privado, pasando así el amaño de partidos a tener consecuencias no sólo deportivas, sino también penales. Esta regulación, si bien novedosa, no es exclusiva de nuestro país, pues la práctica totalidad de los ordenamientos jurídicos de nuestro entorno también han tipificado la corrupción en el deporte como delito.

Dicho precepto fue introducido en nuestro ordenamiento a través de la Ley Orgánica 5/2010, de 22 de junio, por la que se modifica la Ley Orgánica 10/1995, de 23 de noviembre, del Código Penal y encuentra su fundamento, de acuerdo con lo manifestado en el apartado XIX de la Exposición de Motivos de dicha Ley, en la necesidad de «tipificar penalmente las conductas más graves de corrupción en el deporte. En este sentido se castigan todos aquellos sobornos llevados a cabo tanto por los miembros y colaboradores de entidades deportivas como por los deportistas, árbitros o jueces, encaminados a predeterminar o alterar de manera deliberada y fraudulenta el resultado de una prueba, encuentro o competición deportiva, siempre que estas tengan carácter profesional».

En consonancia con lo anterior, el artículo 286 bis 4 CP queda redactado en los siguientes términos: «lo dispuesto en este artículo será aplicable, en sus respectivos casos, a los directivos, administradores, empleados o colaboradores de una entidad deportiva, cualquiera que sea la forma jurídica de ésta, así como a los deportistas, árbitros o jueces, respecto de aquellas conductas que tengan por finalidad predeterminar o alterar de manera deliberada y fraudulenta el resultado de una prueba, encuentro o competición deportiva profesionales».

A continuación, una vez expuestos los antecedentes y el marco normativo regulador, se expondrán y analizarán en la segunda entrada de la serie los elementos del tipo y las penas que se impondrían por su comisión.

Más información| art. 2 de los Estatutos de la FIFA; arts. 6, 8, 19 y 25 del Código Ético de la FIFA; arts. 69 y 136 del Código Disciplinario FIFA; arts. 7 bis y 50.3 de los Estatutos UEFA; arts. 12 y 65.2 del Reglamento Disciplinario UEFA; art. 61.2 del Reglamento de organización UEFA; arts. 2.04, 2.07 y 2.08 de los Reglamentos de la UEFA Champions League y la Europa League; circular FIFA nº 1.424, de 30 de mayo de 2014, sobre “Recomendaciones para combatir la manipulación de partidos”; y el documento FIFA “La integridad en el fútbol: la lucha contra los amaños de partidos”, publicado en el mes de agosto de 2014.

En QAH| Consecuencias del amaño de partidos de fútbol (II): análisis del art. 286 bis 4 CPConsecuencias del amaño de partidos de fútbol (III): conclusiones

RELACIONADOS