Economía y Empresa 


Las 5 mejores herramientas digitales para fomentar la comunicación interna en las empresas

Comunicación interna: ¿cómo se entienden empleados y directivos?

Averiguar la mejor manera de dirigirse al cliente externo es una preocupación recurrente en la gran mayoría de las empresas. Sin embargo, el cliente interno debería provocar al menos, la misma atención, cuando lo habitual es que se vea relevado a un segundo plano en virtud de los resultados económicos, los presupuestos, los beneficios, etc. cuando no directamente obviado al no encontrarle acomodo profesional (¿debe hacerse cargo Recursos Humanos? ¿Comunicación?).

Es por esto que saber cómo retener al trabajador, cómo motivarle e incentivar su identidad corporativa se han convertido por derecho propio, en algunos de los más grandes retos a los que los líderes se enfrentan hoy en día en nombre de la innovación y el progreso laboral.

Es preciso recalcar que el no alineamiento de la plantilla con los fines de la organización puede abocarla al fracaso. Demostrar a los empleados la importancia que tienen e integrarlos en la estructura de la organización de la forma más humana posible es absolutamente imprescindible (hay quién aún ignora que son stakeholders primarios).

Lamentablemente muchas empresas hacen uso de la comunicación interna únicamente cuando surgen conflictos laborales, lo que supone un tremendo error que además hace crecer la brecha entre directivos y trabajadores de forma incontrolada. De hecho debería suceder al contrario: es necesario fomentar la comunicación interna durante toda la vida empresarial y hacer de ella un activo valioso, para que llegado el caso del conflicto, ésta pueda contribuir eficazmente a resolverlo.

A menudo se tiende a creer que esta característica sólo pueden desarrollarla las grandes empresas, porque requiere de grandes inversiones, personal, etc. pero es una afirmación incorrecta. Absolutamente todas las organizaciones pueden lucrarse de los beneficios que aporta desarrollar una política de comunicación interna apropiada, y más si cabe desde la irrupción de Internet y las nuevas tecnologías.

Vamos a enumerar algunas de las herramientas 2.0 más útiles en la comunicación interna:

  1. Newsletter: boletines de información interna con el objetivo de informar a los empleados de todo lo que acontece en la institución.
  2. Intranet: invertir en ello es económico y el retorno está garantizado. Se pueden alojar aquí todo tipo de recursos empresariales que puedan ayudar a los trabajadores a informarse acerca de todo lo relacionado con la organización, como bases de datos, foros, buzones electrónicos de sugerencias, etc.
  3. Blog: es una herramienta de gran valor corporativo, pues ha llegado a valorarse como un activo también del marketing. Se puede utilizar tanto a nivel interno como externo, y sirve para dotar de transparencia la actividad de la empresa.
  4. Correo electrónico: representa la evolución de la carta tradicional. Supone un elemento de comunicación muy útil, pues puede poner en contacto individuos que están lejos el uno del otro y de forma casi instantánea.
  5. Redes Sociales corporativas: Yammer o Zyncro son algunas de las más populares. Se trata de servicios de microblogging que ponen a los empleados en contacto, quedando la información archivada para la empresa en caso de que se haga necesario consultarla.

Éstas pueden ser algunas de las opciones más interesantes de cara a la buena salud de la comunicación interna de las empresas en el entorno digital, si bien es necesario señalar que los contextos varían y cada uno requiere de sus sutilezas y estrategias. A veces será recomendable usar un blog, otras Newsletter y puede que en la mayoría, la comunicación offline, el cara a cara. Usar convenientemente cada una de ellas será responsabilidad de cada organización.

Imagen|www.greatplaceatwork.com
En QAH| ¿Qué es Employer Branding y para qué se utiliza?

RELACIONADOS