Patrimonio 


La Victoria de Samotracia, redescubrir una obra maestra

Se trata de una idea, de todo un pueblo, de un momento heroico en la vida de un pueblo, el tejido se pega, las alas baten, los senos se inflaman. No necesito ver la cabeza para imaginar su mirada.

Paul Cézanne.

Operarios elevando la Victoria de Samotracia

Operarios elevando la Victoria de Samotracia

Así nos expresa Cézanne su visión de la Victoria de Samotracia o Niké. Y esta gran obra del arte griego tiene muchas cosas que mostrarnos tras sus restauraciones.

La nueva exposición ‘La Victoria de Samotracia, redescubrir una obra maestra’, que alberga el Museo del Louvre, muestra la restauración que se ha llevado a cabo en dicha obra. La exposición se encontrará abierta al público hasta el 15 de junio de este año.

La escultura helenística, obra de autor anónimo, está datada en 190 a. C. Realizada en mármol y con una altura de 5,57 metros, fue descubierta por el arqueólogo Charles Champoiseau en el Santuario de los grandes dioses, en 1863, dividida en fragmentos. Por medio de diversas restauraciones se han ido uniendo sus partes, junto con su base, la proa de un barco, que conmemoraba una victoria naval. De esta obra clave del arte griego no se encontró su cabeza, ni brazos. Champoiseau se llevó dicha escultura a Francia y en la actualidad, como todos sabemos, se encuentra en el Louvre.

Volviendo a su restauración, en 2013 el Louvre realizó un proyecto de crowdfunding para recaudar dinero y poder así restaurar la pieza. Y en 2014 se inició el proceso, limpiando la escultura y la base; esto conllevaba una dificultad, pues ambos están tallados en diferentes mármoles. Se efectuó un estudio de la obra y se descubrieron restos de policromía. También, paralelamente, se ha restaurado la escalera Daru donde se exponía la Victoria de Samotracia.

Tetradracma de Demetrios Poliocete con una Victoria sobre la proa de un navío (301-292). Museo del Louvre.

Tetradracma de Demetrios Poliocete con una Victoria sobre la proa de un navío (301-292). Museo del Louvre.

En la exposición se mostrará la historia de esta gran obra desde su hallazgo hasta sus últimas restauraciones. Además, se expondrán fragmentos del brazo y el ala derechos, que hasta ahora habían permanecido en el museo sin exhibirse al público. Se podrá apreciar, detalles de su historia, con fotografías de sus restauraciones y otros datos de interés en relación a la obra.

Con estas restauraciones se ha podido descubrir algunos restos de color y conocer que la Victoria tendría trazas de azul, además de la recuperación del gris de la base de mármol. De esta forma, al igual que tantas otras esculturas griegas, descubrimos que en su momento estuvo policromada. Por otra parte, han conseguido recolocar algunos fragmentos y ahora pueden apreciarse tres plumas de su ala izquierda, junto al reluciente blanco del mármol restaurado. Para concluir, se ha sustraído el bloque de cemento que se encontraba desde 1933 entre la escultura y la base de la proa. Así, la Victoria ha renacido con una gran autenticidad.

Detalle de la Victoria de Samotracia.

Detalle de la Victoria de Samotracia.

Esperamos que siga conservándose y mostrándose como lo que es, una imponente escultura que representa la fuerza y el coraje, con su postura clásica de la pierna adelantada, y con el movimiento de sus ropajes que desvelan con delicadeza su fisionomía.

Vía| Rtve,  Louvre, Restauración, Educación, Arte Creha

Imagen| Rtve.

Más información| Helicon

En QAH| ¿Qué es la restauración artística?

RELACIONADOS