Patrimonio 


La última sorpresa del Maestro Mateo

Otro mes más, el penúltimo del año, y la arqueología española no descansa y no deja de celebrar descubrimientos. El último, hace menos de un mes en Santiago de Compostela.

Se ha realizado un hallazgo de envergadura en la catedral de Santiago, y ha sido durante las obras de restauración de la torre sur de la fachada occidental. Esta vez se ha descubierto una escultura de la escuela del Maestro Mateo. La escultura fue hallada a nivel del suelo del propio Pórtico de la Gloria y de las naves del templo, por encima de la altura de la cripta.

La última sorpresa del Maestro Mateo

La imagen mide aproximadamente 1.85 metros y fue puesta en el lugar del hallazgo a lo largo del siglo XVI, momento en el que se estaba desmotando la fachada medieval occidental de la catedral para ser posteriormente sustituida con la barroca que vemos hoy en día. La datación se ha fijado en los albores del año 1200 y se sabe que es escuela del Maestro Mateo por la manera de trabajar los pliegues y de tallar la piedra.

Esta escultura se suma a las ocho que quedan de esta fachada medieval. Es la única no intervenida, lo que quiere decir que aún conserva su columna adosada, y es la gran diferencia con las otras ocho restantes. Es una figura masculina decapitada, nimbada pero no alada y se muestra descalza, con una gran cartela sujeta por ambas manos, lo que hace suponer a los investigadores que pueda ser un profeta. La decapitación de la figura es a propósito: es una manera de desacralizar las obras antes de ser usadas como material de relleno (como la que ha sido encontrada) o, sencillamente, ser descartadas.

La figura aún permanece en el inaccesible espacio donde fue hallada. Para desplazarla será necesario eliminar un muro añadido hace un siglo. Su supresión ya estaba prevista dentro de la profunda restauración que vive la Catedral en los últimos tiempos, pues no cumple ninguna función arquitectónica.

Mientras se estaba encontrando esta escultura, el día 5 de octubre, se presentaba una exposición que el Museo del Prado dedicará al Maestro Mateo de noviembre a febrero del próximo año. Aunque la escultura tiene un buen estado de conservación, en las próximas semanas será limpiada y el 28 de noviembre se podrá contemplar por primera vez en la inauguración de la muestra del Prado, a la que también se suma otra pieza de un particular con la que no se contaba inicialmente.

En el catálogo de la exposición se publicará un primer estudio sobre el hallazgo, firmado por el comisario de la exposición, Ramón Yzquierdo Peiró. Tras la exposición en el Prado la pieza quedará depositada en el Museo de la Catedral de Santiago.

Esta es la última sorpresa del Maestro Mateo. Al menos, por ahora.

Vía| El Mundo, El correo gallego
Más información| La voz digital, El País
Imágenes| El Mundo, El País
Vídeo| CorreoTelevisión Santiago de Compostela

RELACIONADOS