Tecnología y Social Media 


La Proporción Áurea (I): El Legado Histórico Matemático del Número de Oro

¿Os imagináis que hubiese un número que dominara la naturaleza? ¿Alguna vez habéis pensado en algún patrón matemático por el cual se rigiesen la música, las creaciones de los pintores, las construcciones de edificios, la dinámica de los agujeros negros, la estructura microscópica de algunos cristales y muchas cosas más? Ese patrón, ese numéro, es el Número de Oro: El número fi, el número de la proporción áurea, también conocido por muchos como la divina proporción.

En esta primera publicación vamos a introducir la evolución historica-matemática de este número y las aportaciones que han ido realizando diversos autores a lo largo de los años.

 El número de Oro es el siguiente:

Debemos el descubrimiento de este número a Euclídes. El célebre matemático lo definió de la siguiente manera:

 “Se dice que una línea recta está dividida entre el extremo y su proporcional cuando la línea entera es al segmento mayor como el mayor es al menor.”

El misticismo de este número se incrementa con la aportación del matemático y teólogo Luca Pacioli. En su publicación De Divina Proportione (La Divina Proporción) plantea cinco razones por las que considera apropiado considerar divino al Número áureo:

  1. La unicidad; Pacioli compara el valor único del número áureo con la unicidad de Dios.
  2. El hecho de que esté definido por tres segmentos de recta, Pacioli lo asocia con la Trinidad.
  3. La inconmensurabilidad; para Pacioli la inconmensurabilidad del número áureo, y la inconmensurabilidad de Dios son equivalentes.
  4. La Autosimilaridad asociada al número áureo; Pacioli la compara con la omnipresencia e invariabilidad de Dios.
  5. Según Pacioli, de la misma manera en que Dios dio ser al Universo a través de la quinta esencia, representada por el dodecaedro; el número áureo dio ser al dodecaedro.

El italiano Fibonacci nos descubre a través de su serie el número áureo:

Si dividimos uno de los términos de la serie entre el inmediato anterior podemos obtener resultado muy aproximados del número de oro. Hagamos la prueba: Si dividimos 89 entre 55 obtenemos la cifra de 1,61818181818181…algo realmente fascinante! Como veremos en futuras publicaciones, la serie de Fibonacci está muy relacionada con la botánica.

Para que podáis empezar a ver la magnificiencia de este número os voy a introducir con un pequeño video todas las aplicaciones que tiene éste en la vida real. Espero que lo disfrutéis. Es realmente apasionante

Vía| Wikipedia

RELACIONADOS