Economía y Empresa 


La paradoja de Giffen

La denominación de los bienes Giffen les fue otorgada en honor del economista británico Robert Giffen, del cual se dice que sugirió en 1846 la posibilidad de que la curva de demanda de las patatas de Irlanda tuviera pendiente positiva debido a una mala cosecha. “El precio de las patatas, que era un bien inferior en Irlanda, experimentó una brusca subida en su precio y dado que las patatas constituían una gran parte de la dieta de los Irlandeses, ante una subida en el precio, la renta real de éstos disminuyó y la familia media irlandesa que consumía un poco de carne y muchas patatas se vio obligada a renunciar a consumir la poca carne que incluía en su dieta y a comprar más patatas, aunque su precio hubiese subido…”

Para poder situarnos en el campo de la microeconomía que explica la situación de las patatas en Irlanda, hemos de tener claro, primero, que la curva de demanda de un bien muestra cómo responde el consumidor ante cambios en el precio del bien y, segundo, el efecto renta (efecto que explica que al disminuir el precio de un bien, sin variar el precio del resto de bienes, aumenta la posibilidad de que una familia pueda permitirse una combinación de bienes con una renta dada).

Ahora bien, El efecto renta ante bienes inferiores, actúa de forma diferente y solo en aquellos casos, reitero, de bienes inferiores, el gasto represente un porcentaje elevado del total del gasto familiar, nos encontraremos ante un bien Giffen. Son conocidos en la literatura económica por no cumplirse la ley de la demanda haciendo que  la curva sea ascendente.

A modo de resumen, los bienes Giffen se definen como bienes cuya demanda disminuye al aumentar la renta, ya que los consumidores deciden adquirir bienes de mayor calidad, es decir, bienes de primera necesidad como pan o patatas, que constituyen el mayor gasto de familias con poca capacidad adquisitiva. Al subir su precio, tienen menos disponibilidad para comprar bienes como carne y, por lo tanto, tienen que consumir más de lo que sigue siendo más barato aunque se haya encarecido, es decir, sube el precio, y sube la demanda.

 

Vía| Mochón, F. Principios de Economía. Madrid. 2º Ed. McGraw-Hill

Más Información| Wikipedia

Imagen| ABC de la Economía

 

RELACIONADOS