Patrimonio 


La mezquita-catedral de Córdoba (II): la ampliación de Abd al-Rahman II

Planta de la ampliación de Abd al-Rahman II en la mezquita de Córdoba

Planta de la ampliación de Abd al-Rahman II en la mezquita de Córdoba

En este segundo episodio de la serie sobre la mezquita-catedral de Córdoba, abordaremos la primera ampliación destacada, debida al emir Abd al-Rahman II (822-852). Las fechas de esta ampliación ocupan más de una década, de 833 a 848. Nos encontramos ahora ante un período floreciente en la Córdoba omeya y muy receptivo en lo que se refiere a las nuevas influencias provenientes de Oriente en los ámbitos de la cultura y el arte. Este es un momento propicio para acometer una reforma en la mezquita de Córdoba y ampliar su tamaño, dado el notable crecimiento demográfico que experimentó la ciudad en estos años.

La principal actuación consiste en ampliar la sala de oración hacia el sur en ocho tramos más, lo que requiere derribar el primitivo muro de qibla levantado por Abd al-Rahman I. En este caso, sí tenemos conocimiento de los encargados de realizar dicha reforma. El emir encomendó esta misión a Nasr, uno de los mejores oficiales eunucos a su servicio, y a Masrur, todo ello bajo la supervisión de Muhammad ibn Ziyad, qadí y jefe de oración de la ciudad de Córdoba.

La ampliación del templo conserva el estilo de la primera mezquita de Abd al-Rahman I, marcando el paso de un sector al otro a través de fragmentos colocados a modo de pilares. Dada la debilidad de los cimientos utilizados en la mezquita del primer emir, en la ampliación se decidió elevar levemente el nivel del suelo, tapando así las basas de las columnas. Por lo tanto, en la citada ampliación, se utilizaron columnas sin basas, para favorecer una construcción más homogénea con respecto a la anterior.

Interior de la mezquita de Córdoba. Ampliación de Abd al-Rahman II

Interior de la mezquita de Córdoba. Ampliación de Abd al-Rahman II

En cuanto al alzado, se sigue manteniendo el mismo esquema ya visto en el primer templo. Se utilizan también materiales de acarreo romanos y visigodos, pero a esto se suma ahora el uso de materiales labrados expresamente para esta nueva zona de la mezquita. Actualmente, se conservan muy pocos, pues la ampliación de Abd al-Rahman II fue la más afectada con la construcción de la catedral cristiana. Sin embargo, algunas piezas se conservan en museos y colecciones de todo el mundo, a lo que hay que añadir las cuatro columnas con sus respectivos capiteles que hoy en día flanquean el actual mihrab de la mezquita, procedentes de la ampliación de Abd al-Rahman II. Estos capiteles se nos presentan como las primeras manifestaciones del arte omeya emiral.

Con respecto al mihrab, las excavaciones han demostrado que ya se trataría de un espacio arquitectónico desarrollado, antecediendo así al posterior nicho de la ampliación de al-Hakam II. Prueba de ello es, además de la potente cimentación, que las columnillas que formarían parte del mihrab de Abd al-Rahman II se reaprovecharon después para el de al-Hakam II, como se ha comentado antes.

A lo largo del siglo IX aún se llevaron a cabo otras obras de menor importancia y bajo el mandato de diversos emires. Las más destacadas ocurren durante el gobierno de Muhammad I, sucesor de Abd al-Rahman II. Éste llevó a cabo la remodelación de la puerta de San Esteban que, como ya dijimos en el episodio anterior de esta serie, pertenece a la primera construcción del templo, y que dada la endeblez de ciertos elementos, necesitaba una pronta intervención, la cual se centró especialmente en el arco de la puerta y los elementos decorativos que la rodean. Este mismo emir es el encargado de realizar la primera macsura (espacio protegido y de privilegio situado frente al mihrab que era ocupado por el emir y sus órganos de poder).

A mediados del siglo X, la mezquita de Córdoba se enfrentará a la ampliación más ambiciosa y fastuosa, no sólo de todo el templo, sino de todo el arte islámico de Occidente.

 

Vía| MOMPLET, A., El arte hispanomusulmán. Ed. Encuentro, Madrid, 2008.

Más información| Centro Virtual Cervantes, Artencordoba

Imagen| Planta de Abd al-Rahman II, Interior de la mezquita

En QAH| La mezquita-catedral de Córdoba (I): el primitivo templo de Abd al-Rahman I

RELACIONADOS