Coaching Profesional 


La crisis personal como fuente de impulso

 

La inspiración proviene en ocasiones de los momentos más inesperados, en los que creemos que el bloqueo de nuestras mentes no nos permitirán producir nada, sin embargo existen muchos modos de gestionar los sentimientos y sensaciones que experimentamos en situaciones que vitalmente son duras y complejas.

Cuando las circunstancias ya sean externas o provengan de uno mismo, son dolorosas, incomprensibles y a veces incluso insoportables, es cuando nos ponemos a prueba a nosotros mismos, y podemos elegir si queremos que sea una lección de vida o un simple recuerdo que nos traiga dolor.

Y es eso precisamente lo que debemos aprender a identificar, el sentido del dolor, y comprender que es un elemento de la naturaleza humana, aceptarlo como parte de nosotros mismos  y transformarlo en experiencia y fortaleza.

impulso

La crisis personal como fuente de impulso

Dicen que cuanto más hondo se cae con más fuerza se resurge y si es cierto ese debería ser el salto que nos lleve al camino que queremos seguir, sin dejar nunca de crecer, ni tampoco de cultivarnos porque el conocimiento otorga plenitud y felicidad y podemos encontrarlo en cualquier parte, sólo tenemos que estar receptivos a lo que el mundo puede ofrecernos.

Nunca es tarde para encontrar o cambiar el rumbo, para volcar tus emociones en el lugar y en la forma en la que deseemos, para vivir con el alma y el corazón, aprendiendo a encontrar las herramientas que sean útiles con el fin de lograrlo sin perder el norte o el sur o simplemente la orientación que mejor nos venga.

Sólo nos hace falta calma, paciencia, espíritu y por supuesto mucho trabajo.

¡Arriba los corazones!

 

Vía| ElPaís

Imagen| Impulso

En QAH| ¿En qué consiste la productividad personal?

Vídeo| Youtube: Usa protector solar

RELACIONADOS