Historia 


Kim Philby, el topo de la KGB condecorado por Franco

kim-philby_2458859b

Kim Philby entrevistado antes de desertar a Moscú

Kim Philby es seguramente el más famoso de los espías británicos que trabajaron para los soviéticos. Durante años ocupó un cargo en los servicios secretos ingleses mientras pasaba toda la información que llegaba a sus manos a los rusos. Lo que poca gente conoce es que durante la guerra civil española Philby recibió la Cruz Roja al mérito militar de manos, ni más ni menos, que del generalísimo Franco.

A principios de los años treinta, el NKVD (antecesor de la KGB) decidió penetrar en los servicios secretos británicos mediante una estrategia a largo plazo, y a tal efecto se fijó en un grupo de jóvenes intelectuales universitarios “pro socialistas”, que constituían lo que luego se conoció como “el Círculo de Cambridge“. Eran Harold Adrian Russel (Kim) Philby, Donald McLean, Guy Burgess. John Cairncross y Anthony Blunt . Los órganos pensantes del espionaje ruso instruyeron a los integrantes del Círculo de Cambridge para infiltrarse en el SIS (Secret Intelligence Service), el servicio secreto británico, antecesor del famoso MI6.

 Los antecedentes de Philby no le ayudaban. En 1.933 se desplazó a Viena para sumarse a los comunistas y socialistas que se oponían a las pretensiones reaccionarias de Dollfluss y acabó huyendo de Viena cuando se declaró una caza contra ellos por parte del régimen. Philby huyó de Viena a tiempo, y para garantizar la salida del país de su amante, Litzzy Friedmann, judía húngara y comunista, se casó con ella, garantizando su derecho a un pasaporte británico.

Como decía, estos antecedentes no facilitaban el acceso de Philby a los servicios secretos británicos, por lo que al NKVD se le ocurrió que tendría que crearse cierta reputación de “no comunista” y decidieron que la mejor forma de hacerlo era que se desplazara a España y cubriera como periodista “freelance” los sucesos de la Guerra Civil desde el bando nacional, creándose fama de afin al régimen de Franco. En esas tareas, en diciembre de 1.937 Philby viajaba en un coche con otros periodistas extranjeros para cubrir la batalla del Ebro cuando una bomba republicana estalló junto a su coche. Murieron corresponsales de AP, del Daily Telegraph y de la Agencia Reuters, pero Philby tuvo la fortuna de sobrevivir y la propaganda franquista le concedió la medalla al mérito militar para obtener la atención  y el beneplácito de la prensa internacional.

 Sus crónicas sobre la guerra civil y la imposición de una medalla por el propio Franco facilitaron el acceso de Philby a los servicios secretos británicos y desveló todos sus secretos y los de sus aliados de EE.UU. hasta que las defecciones a Moscú de sus colegas McLean y Burgess le pusieron en el punto de mira y fue despedido Desde entonces ejerció como periodista en Oriente Medio y acabó huyendo asimismo a Moscú en 1.963, poco antes de que los británicos le detuvieran como espía soviético.

 

En colaboración con QAH| Curiosidades de la Historia

Vía| curiosidadesdelaHistoria

RELACIONADOS