Actualidad Económica, Economía y Empresa 


Hablemos de arreglar el mundo

En los últimos años, la crisis financiera que estalló en el 2008 con la caída de Lehman Brothers ha quedado atrás. Las principales potencias mundiales se siguen expandiendo pero las cifras de crecimiento no son comparables a las tasas pre-crisis. Preocupados por relanzar el débil crecimiento mundial, los ministros de Finanzas y gobernadores de los bancos centrales de las 20 mayores potencias desarrolladas y emergentes del planeta se han reunido los días 26 y 27 de febrero en Shanghai. Los integrantes del G20 -que engloban el 85% del PIB mundial- están de acuerdo en la necesidad de una mayor coordinación pero no todos coinciden sobre qué vía tomar.

Los dos pilares fundamentales sobre los que han discutido han sido las políticas fiscales y monetarias; por ello, se detaalan a continuación qué son y qué consecuencias tiene adoptar unas medidas u otras.

Política fiscal

Se refiere, en esencia, a los presupuestos del Estado. Como todo agente económico, cada país tiene una serie de ingresos percibidos a través de los tributos y una serie de gastos que permiten asegurar una economía del bienestar. Cuando el Estado no tiene suficiente dinero para afrontar esos gastos e inversiones, tiene un déficit y se endeuda.

Bajo este contexto, los países desarrollados se hallan en una situación en la que la deuda es considerable y, pese a ello, se siguen endeudando más. Este es el planteamiento que defienden en China y EEUU: las familias y empresas aún se encuentran en una situación delicada y, para que éstas gasten y reaviven la demanda, el Estado tiene que estimularlo con una política fiscal expansiva.

Se puede apreciar una tendencia alcista en la deuda de los países, incluso en los más austeros. Fuente: World Bank

Se puede apreciar una tendencia alcista en la deuda de los países, incluso en los más austeros. Fuente: World Bank

Sin embargo, Alemania, conocida por todos en Europa por su firme convicción en la austeridad, argumentó que estimular aún más la economía distrae al Gobierno de realizar reformas estructurales, una tarea fundamental para reavivar la economía. El crecimiento de la economía no puede depender constantemente de ese crédito ya que resulta insostenible.

Política monetaria

Los bancos centrales se dedican, principalmente, a controlar la cantidad de dinero que circula en la economía fijando los tipos de interés a los que se presta. Cuando la economía se resiente, los tipos bajan para animar a los agentes a que presten y tomen prestado dinero para realizar actividades que reaviven la economía; mientras que, cuando se quiere restringir la masa monetaria en circulación porque hay un exceso de demanda, el banco central sube los tipos para que les resulte más caro prestar y tomar prestado.

Desde hace unos años, los tipos de interés se situán a mínimos históricos y han llegado a tasas negativas en Europa continental y Japón. Consecuentemente, hay países que están buscando poner fin a esta barra libre de liquidez y así lo manifestaron en la cumbre el Banco de Inglaterra y el Fondo Monetario Internacional, quién mostró serias dudas de la efectividad de las políticas monetarias expansivas de los pasados años. Sin embargo, China dejó claro que aún tiene capacidad para seguir lanzando liquidez a la economía y así lo hará si es necesario.

¿No tenemos acuerdo entonces?

Así es como lo han interpretado los mercado y, en general, las bolsas han bajado; con lo que los inversores han penalizado a las instituciones por no cooperar y coordinarse para impedir que la OECD siga rebajando las previsiones de crecimiento mundial.

No osbtante, el presidente del Banco Mundial salió a defender al G20. “A estas alturas es muy difícil que todos lleguen a una política monetaria y fiscal común“, explicaba Jim Yong Kim, “Actualmente hay mucha intertidumbre, inestibilidad y fluctuaciones, por lo que tomar decisiones es algo muy complejo.”

Para aquellos que aún tengan esperanza en que la finalidad de estos organismos se cumplan y tomen acciones conjuntas, parece que habrá que esperar por el momento.

Vía| Bloomberg

Más información| El País, G20

Imagen|World Bank

En QAH| ¿Qué son y cómo afectan las políticas monetarias y las políticas fiscales?

RELACIONADOS