Historia 


España y los judíos en la 2ª Guerra Mundial

Como ya sabemos, en 1492 los Reyes Católicos promulgaron el decreto de expulsión de los judíos de España. Estos

Expulsión de los judíos en 1492

Expulsión de los judíos en 1492

judíos que tuvieron que abandonar España, se llamaron “sefardíes”, provenientes de Sefarad (España en hebreo). Estos hombres y mujeres se distribuyeron por toda Europa y el norte de África, pero conservaron sus costumbres y su lengua española, llamada “Ladino o Sefardí “, dialecto del español antiguo.

En 1939, una vez declarada la 2ª Guerra Mundial, los alemanes conquistan muchos de los países donde habitaban comunidades judías, entre ellas los sefardíes. Como ya conocemos sobradamente, Hitler ordenó primero el confinamiento en guetos y posteriormente su traslado a campos de exterminio donde murieron 6 millones de judíos.

Hubo varias naciones que intentaron paliar y evitar el holocausto judío y entre ellas destaca España, sobre todo, la labor de muchos diplomáticos destinados en los países donde residían comunidades importantes de judíos, que a veces, con el beneplácito del gobierno español y otras a espaldas del mismo, consiguieron salvar la vida a miles de personas.

Judíos deportados

Judíos deportados

En un principio, cuando los alemanes conquistaron toda Francia, entre 30 mil a 35 mil judíos, que atravesaron los Pirineos, fueron acogidos como refugiados en España, aunque de paso a otros países, como Portugal o Estados Unidos.

Por medio de la ley del general Miguel Primo de Rivera de diciembre de 1924, que otorgaba la nacionalidad española a “los antiguos protegidos de España o sus descendientes”, se les ofrecía a los judíos la posibilidad de acceder a la nacionalidad española y escapar así de las manos de la Gestapo o la SS alemana, pasando a ser protegidos por las embajadas, hasta su repatriación a España. En un principio esa ley se aplicó a los judíos de origen sefardí, pero algunos embajadores la hicieron extensiva a otras personas, que no pudiendo demostrar su origen español, con solo una declaración obtenían la protección consular.

Entre estos héroes que se jugaron su carrera, incluso su vida en algunos casos, destacan figuras como Ángel Sanz

Monumento a Ángel Sanz Briz en Zaragoza

Monumento a Ángel Sanz Briz en Zaragoza

Briz, llamado el “Ángel de Budapest”, que consiguió salvar la vida a más de 5.000 judíos. Fue nombrado “Justo entre las Naciones” por el Departamento de los Justos del Yad Vashem (Israel). Eduardo Propper de Callejón, que desde la embajada en París, organizó la huida de miles de judíos hacia España, también “Justo de las Naciones”. Bernardo Roland de Miota de la embajada de París, José Rojas Moreno de la embajada de Bucarest que consiguió que se revocasen los decretos de expulsión de un grupo de judíos, Miguel Ángel de Muguiro de la embajada de Bucarest, Sebastián Romero Radigales de la embajada de Atenas que salvó a 150 judíos que iban a ser deportados al campo de exterminio de Auschwitz, Julio Palencia Tubau de la embajada de Sofía, Juan Schwartz del consulado de Viena, José Ruiz Santaella de la embajada de Berlín y la hermanas Touza del pueblo de Rivadavia que ayudaron a escapar a 500 judíos del exterminio nazi.

Como colofón aquí expongo unas citas de destacados hebreos, sin entrar en valoraciones políticas, que reconocen el papel de España en aquellos difíciles momentos para su pueblo:

Campo de exterminio de Auschwitz

Campo de exterminio de Auschwitz

“El poder judío no fue capaz de cambiar la política de Rooselvelt hacia los judíos durante la II Guerra Mundial. El único país de Europa que de verdad echó una mano a los judíos fue un país en el que no había ninguna influencia judía: España, que salvó más judíos que todas las democracias juntas. Es todo muy complejo”. Shlomo Ben Ami, Ministro de Asuntos Exteriores de Israel y primer embajador de Israel en España, entrevista en Epoca, 1991.

“La España de Franco fue un refugio importante de judíos que se arriesgaron a venir, escapando de la Francia de la libertad, la fraternidad y la igualdad. No quiero defender a Franco, pero en la II Guerra Mundial muchos judíos se salvaron en España e ignorarlo es ignorar la historia”. Israel Singer, Presidente del Congreso Mundial Judío, entrevista de El Mundo, 2005.

 P.D.: El Gobierno aprobó en febrero de 2014, una modificación del Código Civil para conceder la nacionalidad española a todos los sefardíes que lo pidan y acrediten tal condición, que permitirá además que mantengan la de su país de origen.

Vía| The Righteous Among the Nations, Yad Vashem of the State of Israel; Poemas después de Auschwitz,  Patiño Regueira, Antón; España y los judíos en la Segunda Guerra Mundial, Ysart, Federico, Dopesa 1973; Un español frente al Holocausto, Cómo Ángel Sanz Briz salvó a 5000 judíos, Carcedo, Diego, Temas de Historia Viva 2000.

Imágenes| Campo de exterminio, monumento, judíos deportados, expulsión de los judíos.

RELACIONADOS