Coaching Profesional 


Entre recreos y timbres…

El curso comienza para todos, de hecho arrancó hace unos días… No importa si no tienes que cargar con una mochila llena de libros por estrenar, da igual si no tienes tu estuche repleto de lápices de colores y, si al llegar, no te sientas en un pupitre. Hace años que abandonamos el colegio sin embargo al llegar septiembre mantenemos intacta la ilusión por empezar.moc

Y da lo mismo si regresas a tu trabajo de siempre o has empezado en otro nuevo, has recargado las pilas y se nota, o al menos debería ser así. Verás que si pones de tu parte, todo puede salir bien, porque la predisposición es importante y es el punto de partida… Ten presente que tan cierto es aquello de que “lo que mal empieza, mal acaba” como “lo que bien empieza, bien acaba”, y yo me quedo con lo segundo.

Mantén las buenas costumbres de los meses que dejamos atrás: Sigue comiendo helados, leyendo a deshora y quitándote el reloj cuando llegues a casa. Sigue viajando, los paisajes siempre son los mismos, si te gustó aquella vista en verano, te apasionará en otoño; sigue volando con tu imaginación, es más poderosa de lo que crees y puede hacerte llegar a donde tus pies todavía no se atreven a dirigirse… Después, empieza el camino, porque de nada sirve imaginarlo si no vas a llegar a disfrutarlo.

Y al final todo es mucho más sencillo, podríamos sentirnos como niños y volver como lo hacíamos cuando regresábamos al colegio, después de unas largas vacaciones. Quizá disfrutemos de menos semanas pero todo lo demás se repite año tras año…

Querrás ver quién estará cerca de ti estos meses, al igual que nos intrigaba saber quién se sentaría a nuestro lado en clase; tendrás ganas de ir marcando esos trocitos de tu vida que serán importantes para ti, de la misma forma que te gustaba subrayar tus libros nuevos; estarás contando las horas para quedar con esos amigos y tomarte un café o una copa, la excusa perfecta para poneros al día, tal y como mirabas impaciente el reloj para salir al rereo… Pero recuerda que no habrá un timbre que marque los cambios de tiempo, eso dependerá única y exclusivamente de ti.

Imagen| Colegio

Más información| Te lo dije cantando

 

RELACIONADOS