Derecho Mercantil, Economía y Empresa, Jurídico 


¿En qué consiste el “Efecto Rio” en un Conflicto Laboral?

Podemos definir un Conflicto Laboral como un “enfrentamiento de posiciones que surge entre varias personas o grupos de personas debido a que el comportamiento de una de ellas perjudica al logro de los objetivos (intereses, necesidades, deseos o valores) que persigue la otra”.

Los Conflictos Laborales siempre someten a tensión la estructura de una empresa

Los Conflictos Laborales siempre someten a tensión la estructura de una empresa.

Lo más interesante, es que sus consecuencias no siempre deben ser negativas como inicialmente se pueda presuponer. Si se detecta a tiempo y se maneja adecuadamente, puede ayudar a la empresa a alcanzar objetivos y asentar bases firmes, optimizando la estructura y los procesos asociados a la misma. Teniendo en cuenta, que nunca debe alargarse en el tiempo, ya que polariza a las personas, aumentando la desconfianza y la tensión interpersonal a la vez que disminuye la moral, el rendimiento y la toma de decisiones. Pero independientemente de este carácter inicial negativo, un Conflicto Laboral tiene un “Efecto Rio” sobre toda la estructura de la empresa.  Este efecto se aplica normalmente en Teorías Logísticas, pudiendo extrapolar el concepto a un Conflicto Laboral. Básicamente esta teoría dice que: “Podemos comparar el nivel de una variable con el caudal de un río. Cuando se reduce esta variable (es decir, metafóricamente se reduce el nivel del agua) en todo el proceso, en una gran proporción y de una forma continuada, puede aparecer el Efecto Río: El agua deja ver las rocas que interfieren el proceso”.

Estas “rocas” que se ven cuando el “agua baja”, es decir, estas “debilidades” que se ven cuando estalla un “conflicto”, permiten poner a prueba la fortaleza de la estructura de la empresa.

Las condiciones desfavorables permiten ver los fallos de un sistema

 

Bajo estas condiciones, los fallos y debilidades son detectables mucho más fácilmente. Un Conflicto Laboral y su Efecto Rio, fuerzan a las personas, en muchos casos, a ser más creativas y generar nuevas ideas, mejorando los resultados. Aumentar la competitividad interna, lo que mejora el esfuerzo, la destreza y en general sus habilidades como profesionales.

Fortalecer los sentimientos de identidad y pertenencia al grupo, siendo una prueba de estrés de la estructura de poder dentro de la organización y en definitiva, es motor de cambio, crecimiento y aprendizaje, ya que contribuye a que los miembros se conozcan mejor, e interactúen de forma proactiva. Y lo más importante, conduciendo a una comunicación más auténtica y menos maquillada.

Vía| Coscatl

Más Información| ROBBINS, S.P., “Managing Organizational Conflict: A nontraditional Approach”. NJ, Prentice Hall

Imagen| TensiónPiedra en el RíoPortada

En QAH| Conflicto Colectivo de Trabajo (I): Concepto y Clases

 

RELACIONADOS