Economía y Empresa 


El nuevo reto de la enseñanza universitaria

Protesta de estudiantes por el aumento de tasas académicas y recortes en becas

Protesta de estudiantes por el aumento de tasas académicas y recortes en becas

Estos días hemos podido leer en los diarios que desde el 2012 se han matriculado 45.000 alumnos menos en las universidades españolas. Esto es debido principalmente a la subida de tasas iniciada en 2011 y a los recortes de becas en matrícula. Ha habido concentraciones, como la del 15 de octubre de 2014, donde los estudiantes realizaron una protesta simbólica que consistía en dejar vacías las primeras filas en las aulas para recordar a los estudiantes que no han podido asistir. Fue promovida por la asociación juventudsinfuturo y difundida en las redes sociales con el hashtag #Faltan45000. Reivindican que nadie se haya acordado de ellos en el inicio de curso, ya que la noticia no apareció en los discursos de los decanos y no hubo ninguna mención por parte de la administración. Actualmente se desconoce si hay alguna iniciativa para mejorar esta situación.

En la Universidad de Nueva York (NYU), dentro del marco sobre el debate del futuro de la educación superior, John Sexton, Decano de la Universidad, habló de cómo sería el futuro de las universidades y llegó a la conclusión de que ésta pasaría por varias transformaciones. Por un lado aumentaría la educación a distancia, coexistiendo con la universidad presencial y por otro lado, esta sería más practica y menos teórica para acercarse a la realidad laboral.

El futuro de los estudios universitarios pasa entonces por una formación a distancia para cubrir la demanda existente y poder llegar a más estudiantes, con la disminución del coste por parte de las universidades que esto supondría. Por lo tanto, tendería a una mayor democratización de la educación. Facilitado por el desarrollo de las nuevas tecnologías, cada vez más interactivas y dinámicas, muchas universidades ya han incorporando grados, masters o asignaturas donde combinan la enseñanza a distancia con la presencial o donde directamente son online. Incluso las hay que ofrecen cursos sin coste económico como la plataforma Futurelearn gestionada por la Open University de Inglaterra.

Sería una forma diferente de aprendizaje, con una relación menos personal entre alumnos y profesorado. Los debates dejarían de hacerse en las facultades para hacerse en el ordenador, en foros o webs preparadas para ello. ¿Si la educación a distancia llegase a ser predominante, variaría la calidad de la esta? Igual que en el mundo laboral, ¿nos encaminamos hacia unos estudios cada vez más informatizados? Es probable que lleguemos a verlo porque los cambios ya se están produciendo. Si la educación llega a más personas y es más accesible, será un beneficio para todos.

Vía| El boletín, Examtime

Más información| Juventud SIN futuro, Futurelearn

Imagen| Protesta

 

RELACIONADOS