Coaching Profesional 


El deporte está de moda

one_eyeland_runner_in_the_fog_by_mikko_lagerstedt_64965Es muy lamentable ver como el ser humano realiza ciertas actividades solo y exclusivamente porque están de moda. Actualmente se podría decir que la práctica de deporte es lo que está de moda, es lo que se lleva. Siendo sinceros, ¿había visto usted antes a tanta gente corriendo por parques o avenidas? ¿tenían los gimnasios tantísimos abonados como hoy en día? La respuesta es clara y rotunda: NO.

Usted al igual que yo habrá presenciado algún que otro comentario parecido a “no sé cómo puede este chico hacer tanto deporte diario”. La respuesta es rápida y concisa querido lector. Créame, no es nada descabellado y no significa que no les cueste trabajo calzarse unas zapatillas y echar a correr o montar en bicicleta y dejarse el culo encima del sillín. Lo hacen por el simple hecho de que les gusta y se sienten bien con ello.

El deporte sirve de vía de escape, de liberación, de abstracción. El deporte te transporta a otro mundo. Mientras lo realizas te olvidas de todos los demás aspectos del día a día. Si no me cree puede comprobarlo fácilmente, aunque posiblemente lo haya intentado ya. De lo que no tengo ni idea es de si logró continuar con ello o no. Piense en cuando era pequeño, en su infancia, todos hemos jugado alguna vez con una pelota sea al deporte que sea ¿acaso estaba usted infeliz mientras jugaba? Yo creo que no y no me venga con la excusa de que eso no era practicar deporte, tampoco le estoy hablando de que se convierta en un profesional.

Vuelvo a reiterar lo triste que es que para hacer o practicar deporte, tengamos que esperar a que se ponga de moda. Sin embargo y a pesar de todo, un servidor se alegra de que gracias a este hecho, cada vez más personas realicen algo de deporte y desde aquí les animo a que continúen, ya que la constancia es la que da los frutos, bien sea en este o en cualquier aspecto de la vida. Querido lector, no quiero decir que sea fácil, pero le puedo asegurar de merecerá la pena porque no hay nada mejor que vencerse a uno mismo, así que cálcese unas zapatillas y salga a la calle.

RELACIONADOS