Economía y Empresa 


El consumo como propulsor de la economía.

Economía & ConsumoEl consumo incide en la economía; pero esta relación se da también en sentido inverso: la economía incide en el consumo. Si esto es así, podríamos usar el consumo para revitalizar la economía.

En primer lugar, hablaremos del consumo, variable exógena que se encuentra influida por otra serie de determinantes:

  • Renta: se cuantifica por el PIB, e implica que en teoría, a mayor renta, un individuo es más propenso a consumir más. El PIB está influenciado de una manera muy estrecha por la demanda, que a su vez, está constituida por tres elementos: gasto público, inversión privada y consumo.
  • Nivel de precios: a mayor precio, menor consumo. Se mide por el IPC.
  • Ahorro: el nivel de renta también puede influir en esta variable, puesto que podemos ahorrar o consumir con dicha renta; por tanto, a mayor ahorro, menor consumo. Determinante del nivel de ahorro son los tipos de interés; si el tipo de interés es alto, la propensión al ahorro es mayor. De esta forma, el tipo de interés y el consumo guardan una relación inversa.

Sabiendo todo esto, podríamos deducir que si el consumo aumenta, la demanda de producción crece y la Consumoproducción aumenta, creciendo pues los niveles de renta del país.  Por todo ello, podríamos pensar que cualquier medio que pudiera hacer subir el consumo, repercutiría positivamente en la economía del país.

Por ello, aunque resulte algo contradictorio debido a la situación de crisis que actualmente vive  nuestro país, los economistas no aconsejan frenar la economía y “abrocharse el cinturón”; todo lo contrario, el consejo dado va en la dirección de aumentar el consumo como motor de la economía. Pero hay que tener cuidado, ya que un sobreconsumo, sobre todo cuando ese consumo va encaminado hacia la irracionalidad hace descender el ahorro y puede hacer que, indirectamente, el nivel de vida se resienta pues, como es lógico, para mantener altas tasas de consumo hace falta una elevada renta y para ello, es necesario aumentar el empleo. (Haciendo una simplificación que deja de lado otras variables que también influyen en el razonamiento).

Es por eso que debemos encaminar esfuerzos a tomar medidas que incentiven un consumo responsable, para lo que se precisa una gran variedad de productos y servicios ofertados, en libre competencia, que den un abanico más grande de precios y calidades con los que el consumidor potencial se encontraría.

 

Vía| Eurosur

Más información| diagonalperiodico.net

Imagen| Economía, Consumo

En QAH| ¿De qué depende el futuro crecimiento en España? | Consumismo versus consumo responsable | Comprar, tirar, comprar; el secreto de la obsolescencia programada.

RELACIONADOS