ENTRAR
Qué Aprendemos Hoy

El caso JP Morgan: ¿Qué fue lo que sucedió realmente? (I)

El día 11 de mayo de 2012 amanecimos en Europa con la noticia que uno de los bancos más prestigiosos del mundo, JP Morgan, había perdido alrededor de 2 billones de dólares. Una noticia que generó nerviosismo a lo largo de todas las plazas financieras alrededor del mundo.

¿Qué fue lo que paso realmente aquel día? En realidad la transacción realizada por JP Morgan o en concreto por el operador llamado Bruno Iksil, conocido coloquialmente en el mundo financiero como la “London Whale” o en español La Ballena de Londres (por tener una posición de 100 billones de dólares en instrumentos financieros y residir en Londres), se diferencia en gran medida a las noticias financieras que llegan a ocupar las portadas de los principales diarios, porque hasta ahora esta operación no fue un fraude en términos jurídicos o alguna operación que el banco desconociera. En realidad, esta operación fue conocida y apoyada por varias personas dentro de JP Morgan e inclusive por algunos otros bancos.  Más aún, no fue una operación realizada en un sólo día, de hecho, fue una operación que inicio durante el mes de abril de 2012.

Una vez asentado el conocimiento de los intermediarios financieros e incluso el apoyo de éstos a la transacción que acabaría con la pérdida de aproximadamente dos billones de dólares, necesariamente las preguntas consecuentes serían: ¿Cómo pudo suceder esto? ¿Cómo un banco (o un grupo de bancos) puede tener conocimiento de una operación cuyo riesgo es tal que acaba con la perdida de aproximadamente 2 billones de dólares?

Las respuestas son muchas, sin embargo, con el objetivo de esclarecer los hechos iniciados en abril de 2012, intentemos posicionarnos en la mente de los agentes financieros involucrados en la transacción.

Primero, el departamento de JP Morgan encargado. Esta transacción se llevo a cabo dentro del prestigioso departamento conocido como “Chief Investment Office (CIO)”, división supuestamente encargada de gestionar tanto los riesgos dentro del banco, así como el manejo de los recursos propios del mismo, en pocas palabras invertir el dinero del banco con una muy buena relación de riesgo beneficio. Esta división dentro de JP Morgan gestiona alrededor de 350 billones de dólares, que equivalen al 15% del valor total de activos de JP Morgan.

Segundo, el operador. Vamos a posicionarnos dentro de la mente de Bruno Iksil cuando realizó estas operaciones. Los bancos cuentan generalmente con posiciones en Bonos Corporativos de alta calidad crediticia, generalmente seguros (“Investment Grade Corporate Bonds”), así como también en Bonos de Alto Riesgo, o bonos con una alta probabilidad de impago (“High Yield” o “Junk Bonds”). Ahora, si JP Morgan cuenta con un balance mayor en Bonos de Alto riesgo, una manera de diversificar esos riesgos es tomar una posición adquiriendo Bonos más seguros. Estos bonos más seguros, se pueden estructurar en instrumentos derivados denominados Credit Default Swaps (CDS). Los CDS son contratos de swaps financieros, lo que significa que el vendedor de CDS se obliga a compensar al comprador en caso de un impago del crédito.

El comprador paga en intercambio una prima al vendedor por el riesgo que esta operación le genere. Sin embargo, cualquiera puede comprar un CDS, inclusive si no se posee el instrumento de crédito o no se tiene ningún interés en la cobertura. Ahora, en caso de que el precio de los CDS suba antes del plazo de vencimiento, el vendedor está obligado a cubrir a una cámara de compensación el diferencial entre el precio de mercado en ese momento y el precio en el que fue adquirido el CDS en el momento de la venta. Lo anterior, basado en el razonamiento de que si el precio de mercado del CDS sube más que el del precio en el momento de la venta, existe mayor probabilidad de riesgo de mercado del subyacente. En este caso, Bruno Iksil creía que la probabilidad de impago de los Bonos de Alta Calidad Crediticia era muy baja, tanto que decidió vender CDS por una cantidad de 100 billones de dólares de acuerdo a Bloomberg. De esta manera,  vendiendo los CDS especulaba en dos sentidos, que el mercado de Bonos de Alta Calidad Crediticia era un mercado alcista, y los CDS un mercado a la baja.

Para ver cómo acaba la historia, os animo a leer la segunda parte del artículo.


En QAH|  Análisis del documental sobre la crisis financiera galardonado con un Oscar: “Inside Job”, El caso JP Morgan: ¿Qué fue lo que sucedió realmente? (II), ¿Cómo es el proceso de selección de JP Morgan?

Más información| Bloomberg.com, Marketplace, ftalphaville

Imagen| wn.com, sawinternational.org, ftalphaville

Carlos Celis Escrito por el may 23 2012. Archivado bajo Economía y Empresa, Finanzas.





  • Pingback: El caso JP Morgan: ¿Qué fue lo que sucedió realmente? | Qué Aprendemos Hoy()

  • http://www.facebook.com/people/Carlos-Herrero-Fernández/721618624 Carlos Herrero Fernández

    Felicidades por el artículo! aunque tengo una pregunta, en relación a que ” cualquiera puede comprar un CDS, inclusive si no se posee el instrumento de crédito o no se tiene ningún interés en la cobertura” , ¿ te refieres a los “naked” CDS ?, ¿No los prohibio el parlamento europeo a finales del año pasado,?

  • http://twitter.com/CarlosCelisG Carlos Celis

    Carlos muchas gracias, que bueno que te gusto el artículo. Aclarando el tema de los “naked CDS” efectivamente el parlamento europeo prohibió esta practica en Noviembre del 2011 aunque dicha prohibición no será efectiva si no hasta Noviembre del 2012 y únicamente esta acotada a la deuda soberana. Aunque si esta restricción se extendiera a bonos corporativos, recuerda que JP Morgan contaba ya con una posición en dichos bonos corporativos, por lo que en teoría no fue una venta de “naked CDS”, de hecho a diferencia de una venta en corto llevada a cabo de manera “normal” en acciones el termino “naked CDS” es cuando COMPRAS el CDS sin tener en posición los bonos ya que técnicamente estas apostando que los bonos perderán valor (posición corta). Un saludo y espero haber sido claro.

    • http://www.facebook.com/people/Carlos-Herrero-Fernández/721618624 Carlos Herrero Fernández

      claro, en este caso, los CDS, uno invierte a que determinados bonos corporativos a una fecha de vencimiento no se cumplirá el pago, no? Muchas gracias. Un saludo!

    • http://twitter.com/CarlosCelisG Carlos Celis

      Asi es Carlos, una manera de ver a los CDS es comprar un seguro o una proteccion ante una probabilidad de impago por parte del emisor.

CONOCE AL REDACTOR

Carlos Celis

Twitter
Carlos Celis

Redactor de la sección Economía y Empresa en Qué Aprendemos Hoy

Master in International Finance IEB.

Ingenierio Industrial para la Dirección por la Universidad  Anáhuac México.

Actualmente trabajando en Business Research Sales Asia & Middle East en Eurex dentro del grupo  Deutsche Börse.

Anteriormente fue Asesor Financiero en Vector Casa de Bolsa y en Banamex Citigroup.

 

  Ver perfil completo

dontknow

Acceder |