ENTRAR
Qué Aprendemos Hoy

¿Cuál es el origen de la moneda?

Es difícil precisar la fecha exacta de las primeras monedas pero los historiadores la sitúan entre mediados del siglo VII a.C. y mediados del VI a.C. en el reino de Lidia, en la costa occidental de Turquía, en el seno de un Estado influido por la Dodecápolis Jonia, es decir, las doce polis jonias de la costa turca.

La moneda es precedida por los elementos metálicos premonetales (lingotes). Su composición es el metal por su durabilidad, maleabilidad y su prestigio social ya que los metales preciosos no se oxidan o lo hacen lentamente.

Ejemplo de moneda lidia del Artemisión. El anverso representa uno de los símbolos de la dinastía de reyes lidios, un prótomo de león enfrentado a uno de toro. El reverso muestra un cuadrado incuso.

Las primeras monedas solo eran acuñadas usando metales preciosos. De hecho el conjunto de monedas más antiguas encontradas, en el Templo de Artemisa en Éfeso (1904), son de électro, una aleación natural de oro y plata que aparece en los ríos de esa zona. Forman parte de un exvoto a la diosa por parte de los reyes lidios.

La moneda surge con tres funciones universales:

-Medida de valor: Es usada para asignar valores a las cosas que se pueden comprar.

-Medio de pago y de cambio: En un principio surge para ser usada como medio de cambio (transacción comercial) aunque poco a poco se le añade e impone el medio de pago (impuestos y multas).

-Acumulación de riqueza: La moneda es usada como medidor de riqueza. Cuantas más monedas se poseen, más rico es el que las acumula. Esta función solo es posible si es de curso legal, es decir, si es admitida por el Estado. En ese caso, es de aceptación obligatoria y el valor de la moneda es respaldado por el propio Estado. El valor de las primeras monedas es real y no fiduciario como las monedas actuales.

Las conchas caurí son un ejemplo de dinero premonetal. Fueron usadas en la Edad Media e incluso en la actualidad en el norte de África.

El cumplimiento de estas funciones a la vez hace que la moneda sea dinero con carácter universal. Otras sociedades utilizaron elementos diferentes a modo de dinero. El cacao o las conchas caurí. Estos no cumplen con alguna de estas funciones, convirtiéndose en dinero paramonetalpremonetal, por lo tanto, no universal.

Además, la moneda necesita una sociedad compleja para ser aceptada aunque la complejidad social no siempre desemboca en la acuñación de moneda. Ejemplo de ello son las culturas egipcias y mesopotámicas que no usaron moneda.

Los griegos extendieron el uso de la moneda por el Mediterráneo tras la caída de Lidia ante los persas (VI a.C.) llegando a Roma a finales del siglo IV a.C. y principios del III a.C. Es en esta ciudad donde la moneda adquiere el nombre por el que hoy la conocemos, pues la ceca donde se acuñaban las monedas en Roma era el edificio anexo al templo de la diosa Juno Moneta, protectora de la propia ceca.

La moneda es una Institución Histórica y como tal, tuvo su inicio y tendrá su fin y de hecho no debe estar muy lejano, pues cada vez más, está siendo sustituída por el uso del papel moneda. Billetes, cheques o tarjetas. ¿Pensáis que le queda mucho tiempo a la moneda como la conocemos hoy día?

 

Vía| Nicola Parise. El Origen de la Moneda: Signos Premonetarios y Formas Arcaicas del Intercambio. Barcelona: Edicions Bellaterra, 2003.

Más Información| Tesorillo

Imagen| Moneda lidia, conchas caurí

Vicente Sáez Martín Escrito por el sep 7 2012. Archivado bajo Cultura y Sociedad, Historia.





  • Cristina

    Muy interesante este artículo! Gracias por compartirlo. No sé si la moneda desaparecerá del todo, quizás sí a largo plazo, pero creo que también lo harán los billetes y los cheques con el uso de medios de pago virtuales como las tarjetas, los monederos electrónicos o, incluso, algo que veremos muy pronto, el pago por móvil.

CONOCE AL REDACTOR

Vicente Sáez Martín

Twitter
Vicente Sáez Martín

-Sevillano de 26 años.

-Licenciado en Historia en la Universidad de Sevilla. (2008-2013).

-Actualmente cursando el Máster de Estudios Americanos en la Universidad de Sevilla.

-He trabajado como Arqueólogo en la excavación de Piazza Armerina (Italia). Durante la campaña de 2011.

-También como Arqueólogo Técnico en la excavación Las Majadillas (Alcalá de Guadaira) 2012.

-Y  he colaborado con la empresa Arqueológica SCA.

  Ver perfil completo
Acceder |