Jurídico 


Criminalidad patrimonial en los impuestos sobre Sucesiones y Donaciones y sobre el Patrimonio (I)

Un informe de la entidad Boston Consulting Group calcula que el 26% de los patrimonios extranjeros en todo el mundo no declarados están depositados en Suiza, el 15% en Hong-Kong, el 13% en el Caribe, el 7% en Luxemburgo, y el restante 39% repartido entre otros paraísos fiscales -como lo son, por ejemplo, entre otros muchos: Singapur; Principado de Andorra; Principado de Liechtenstein; El Vaticano (La Santa Sede); o inclusive en territorio de los EEUU, como lo es el Estado de Delaware-. La OCDE (Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico) ha adoptado un modelo estándar de intercambio de información individual que han firmado países como Suiza y Luxemburgo (que en puridad son paraísos fiscales), información que entre 2017 y 2018 se aplicará de manera automática en más de 50 países. La norma desarrollada por la OCDE, y aceptada por los ministros de finanzas del G-20 en el mes de febrero del pasado año (2014), implica a las entidades financieras de estos paraísos fiscales exigiéndoles que solo deberán aceptar capital financiero con una declaración previa de “impuestos pagados” realizada bajo la responsabilidad, incluida la penal, del cliente.

Secreto bancarioAl respecto, en la reciente comparecencia que tuvo en el Congreso de Diputados el director de la Agencia Tributaria, Santiago Menéndez, fue valorado el hecho de que el organismo continúa -¿implacable?- en su lucha contra el fraude fiscal, detectando indicios de blanqueo de capitales entre contribuyentes que se acogieron a la amnistía fiscal de 2012. Asimismo, se amenazó veladamente a los obligados tributarios, declarando en su intervención el director que desde hace dos años es obligatorio comunicar a la Hacienda Pública los bienes extranjeros superiores a 50.000€, afirmando el hecho indubitado de que “la lista Falciani” no es nada al lado de los datos que le constan ahora a la administración a través del modelo 750 –la amnistía fiscal- y el modelo 720 –declaración de bienes en el extranjero-.

Recordemos que la Administración puede exigir los datos relativos a la situación económica del contribuyente, quien tiene el deber jurídico de colaborar para ello con la administración, deber que se extiende a quienes puedan prestar su ayuda en la tarea de alcanzar la equidad fiscal, como los bancos o entidades financieras. Pero no nos engañemos ni seamos incautos, aquellos países que han firmado estos acuerdos de transparencia e intercambio de información (como lo son Suiza y Luxemburgo) no viven precisamente de la venta de relojes y chocolate, su principal fuente de ingresos estriba en la transferencia patrimonial extranjera hacia en sus entidades financieras, por ello prima el secreto bancario como fundamento esencial de su política económica, incluyendo severas sanciones penales al delator por revelación de secreto bancario. En este sentido, la petición del país que demanda información fiscal debe ser fundada y motivada, y siempre bajo la premisa de la presunta comisión de un delito grave. Por lo tanto, debe justificarse -por el país demandante de información financiera sobre una persona (física o jurídica)- de manera fehaciente que el patrimonio del obligado tributario provenga de negocios jurídicos ilícitos relativos a la criminalidad patrimonial y de cierta relevancia penológica: blanqueo y receptación de capitales procedentes del narcotráfico, del contrabando, de la trata de seres humanos, prostitución, explotación y abuso de menores, terrorismo, falsificación de moneda, cohecho, etc. Ni siquera son relevantes para estos paraísos fiscales -ni, por ende, resultan admisibles estas demandas de información tributaria- si las mismas se encuentran fundamentadas en presuntos delitos fiscales sin más.

En su lucha contra el fraude fiscal el legislador está implantando una nueva política criminal (criminalidad patrimonial) sancionadora, introduciendo nuevos tipos penales entre los que destaca, por la gravedad de las penas que contiene, el artículo 305 del Código Penal y, sobre todo, el nuevo subtipo agravado del meritado artículo (305 bis CP). En artículos posteriores explicaremos muy brevemente las diferencias interregionales de fiscalidad existentes respecto a los Impuestos Sobre Sucesiones y Donaciones, y Sobre el Patrimonio y, además, incidiremos en el hecho de que respecto a estos específicos impuestos, en aquellas Comunidades Autónomas que mantienen deducciones sustanciales en la cuota tributaria, este subtipo agravado resulta en la práctica irrelevante para el obligado tributario.

 

Vía| “Código Penal, Concordancias, comentarios y Jurisprudencia”, varios autores, Editorial COLEX. 14ª Edición, 2014; “Manual de Derecho Constitucional”, varios autores, Volumen II, Editorial Tecnos, 2ª Edición, 2007.

Más información| El País: el secreto bancario se tambalea

Imagen| Top secret

En QAH| ¿Son perjudiciales los paraísos fiscales?, ¿Cuántos paraísos fiscales hay en el mundo?

RELACIONADOS