Jurídico 


Copiar o no copiar, esa es la cuestión

Nada es original. Roba de donde sea para inspirarte o para que fomente tu imaginación”. Así de categórico se mostró el cineasta Jim Jarmusch en relación al problema del plagio en la industria de la moda.

El último caso lo ha protagonizado el gigante sueco H&M. El Tribunal de Justicia de la Unión Europea ha desestimado el recurso presentado por la empresa Hennes & Mauritz contra el registro de dos modelos de bolsos de la francesa Yves Saint Laurent (YSL). 

La justicia europea da la razón a Yves Saint Laurent en su disputa con H&M

#actualidadQAH

H&M solicitaba que la marca de lujo retirara dos de sus diseños registrados en 2006, por entender que guardaban grandes similitudes con unos modelos lanzados por ellos. La marca de moda ‘low cost’ ya había recurrido ya en varias ocasiones la decisión negativa:

El 30 de octubre de 2006, la Oficina de Armonización del Mercado Interior (OAMI) autorizó el registro de dos dibujos o modelos comunitarios de la empresa francesa, destinados a aplicarse a dos modelos de bolsos.

El 3 de abril de 2009, la demandante (H&M) presentó ante la OAMI una solicitud de nulidad de esos dibujos registrados por YSL. En dicha solicitud la demandante se limitaba a alegar que el dibujo carecía de carácter singular a los efectos del artículo 6 del Reglamento. Se entiende que un diseño tiene carácter singular cuando la impresión general que produzca en los usuarios informados difiera de la impresión general producida por cualquier otro dibujo o modelo que haya sido hecho público con anterioridad.

El 8 de julio de 2013, dado que sus solicitudes de nulidad fueron desestimadas, H&M interpuso recursos ante la OAMI, que también fueron desestimados.

El Tribunal considera que existen claras diferencias entre los bolsos de YSL y el de H&M que radican en tres características: la forma general, la estructura y el acabado externo del bolso, lo que desempeña un papel determinante en la impresión general producida por dichos bolsos. Es decir, las diferencias que existen entre los dibujos son importantes y sus semejanzas resultan insignificantes en el marco de la impresión general que ambos producen.

Este es sólo un caso más en la larga lista de disputas judiciales entre compañías de moda pero, ¿es realmente la copia parte del proceso creativo?

Vía| Sentencia

Imagen| H&M

RELACIONADOS