Coaching y Desarrollo Personal 


¿Cómo ser más proactivos?

La proactividad es sinónimo de éxito

La proactividad es sinónimo de éxito

En pocas palabras, la proactividad consiste en lograr que las cosas sucedan, en lugar de esperar a que ocurran. La proactividad es sinónimo de éxito, y el comportamiento reactivo se encuentra en el polo opuesto, estando íntimamente vinculado al fracaso. Pero, ¿es realmente importante adoptar una conducta proactiva?

¡Sin duda! Al menos, si queremos tener éxito, es imprescindible que actuemos con proactividad. De otro modo, quizá alguna vez nos encontremos con el éxito sin hacer nada por nuestro lado, pero eso ocurrirá pocas veces…

Si nos centramos en las raices del asunto, la proactividad consiste en conocer y aplicar la ley de causa y efecto, que impera en el universo. Toda causa da lugar a un efecto, y todo efecto procede de una causa. La persona proactiva, cuando desea lograr algo, lo considera un efecto, y se pone de inmediato a crear las causas que algún día darán lugar a dicho efecto. Por el contrario, las personas reactivas sencillamente esperan a que el efecto llegue algún día, cosa que rara vez sucede, y terminan culpando a alguna entidad ficticia (por ejemplo, su suerte).

Como me gusta decir en mis conferencias, cuando una persona proactiva quiere manzanas, planta un manzano. Sin embargo, una persona reactiva que quiere manzanas planta un peral. Cuando ve peras, maldice su mala suerte… Resulta obvio que la conducta relacionada con el éxito es la proactiva.

El arte de ser y estar: éxito, felicidad y bienestar en la práctica.

El arte de ser y estar: éxito, felicidad y bienestar en la práctica.

Una persona proactiva acepta la responsabilidad que tiene en conducir su vida. No deja que la vida le conduzca. Aplica la ley del 10/90 de Stephen Covey: la vida es un 10% de lo que te ocurre y un 90% de lo que haces al respecto. En efecto, el universo es un constante fluir de lineas causa-efecto. Tenemos el control sobre algunas de ellas. Otras, sencillamente, se cruzan en nuestro camino sin que podamos tomar los mandos y hacer algo al respecto. Pero eso no debe ser una excusa para convertirse en reactivos, puesto que realmente tenemos un gran nivel de control sobre nuestro destino. Por supuesto, hay cosas que no podemos controlar, y es preciso aceptarlo, pero esas cosas tienen menor peso y son menos numerosas que las que sí podemos controlar. ¡Y la forma de controlarlas es mediante una actitud proactiva!

La proactividad se adopta a través de la práctica. Una buena técnica consiste en adoptar una actitud “¡Hazlo ya!”. Tan pronto se te ocurra alguna idea para avanzar hacia tus metas (aunque solo sea un pequeño paso): ¡hazlo ya! Al principio te costará, pero antes de lo que puedas imaginar, se convertirá en un hábito y actuarás de forma proactiva con mucho menor esfuerzo.

¿Se te ocurre alguna idea para poner en práctica este artículo en tu vida cotidiana? …

¿Lo tienes? …

¡Hazlo ya!

 

Via | El arte de ser y estar (Amazon Kindle y Ediciones Carena), Ecología Mental Para Dummies (Grupo Planeta)

Más información | Psicología Práctica, Radio La Granja

Imagen | Proactividad, El arte de ser y estar

En QAH | ¿Por qué es importante tener actitud mental positiva?

 

 

 

RELACIONADOS