Cultura y Sociedad, Educación 


¿Cómo lograr ser escuchado en una sociedad sobrecomunicada?

"Infoxicación publicitaria"

“Infoxicación publicitaria”

Seguro que no es la primera vez que escuchas que vivimos en una sociedad sobrecomunicada, en donde existe una gran oferta de productos y servicios que acaban por saturarnos debido al exceso de carteles en las calles, anuncios en periódicos y revistas, y miles de intentos más para que así los mensajes logren captar una posición específica en la mente del consumidor.

Pero, ¿dónde radica el verdadero problema? Pues, justamente, en que nuestra sociedad, según Jairo Amaya, se ha convertido en una sociedad sobresimplificada. Para entenderlo mejor, imaginemos por un momento que las mentes de los consumidores son “campos de batalla” en los que las empresas “luchan” para ser las únicas vencedoras, las únicas que consiguen posicionarse adecuadamente.

De esta forma, lo primero,para que nuestra empresa consiga proclamarse ganadora, será asignarle un nombre que la identifique; en la era de la conquista de posiciones, es una de las decisiones más importantes que se puede tomar en cuestión de marketing, es el punto de contacto entre el mensaje y la mente. Al Ries y Jack Trout en su libro Posicionamiento, recomiendan que este sea descriptivo, fuerte, de corte genérico, impidiendo así que los competidores penetren en “nuestro territorio”.

Como hemos podido comprobar este concepto es muy sencillo de entender, pero para las empresas no es tan fácil de alcanzar, ya que para poder influir de una forma correcta en la mente de nuestro público objetivo debemos de guiar adecuadamente nuestras estrategias de marketing y comunicación. Podría decirse que no hay margen de error, hay que evitar enviar mensajes erróneos o mal definidos que provoquen que el consumidor cree en él una imagen distinta a la deseada por nuestra organización, ya que una vez esté instaurada, será muy difícil eliminarla.

No obstante, y a pesar de los riesgos, los beneficios que podemos obtener del posicionamiento son fundamentales para el ideal mantenimiento de una empresa; lealtad por parte de los consumidores, credibilidad, claridad, comprensión, retención del talento, liderazgo y referencia del mercado. Es decir; si lo conseguimos, el éxito está más que asegurado.

Publicidad exterior

Publicidad exterior

Un claro ejemplo de esto último es el conocido caso de Apple, que, siendo líder en innovación, sus resultados financieros en este cuarto trimestre del año fiscal superan los 51.500 millones de dólares con un beneficio neto trimestral de 11.100 millones de dólares. ¿Pero, cómo lo consiguen? Y aquí es donde encontramos la palabra “posicionamiento” allá donde miremos. Todos los productos de Apple intentan destacar por su usabilidad y su limpieza, y, por supuesto, las estrategias de marketing de la empresa siempre van dirigidas en este sentido (véase su página web o el propio formato de los dispositivos). Además, la comunicación directa, cara a cara con sus clientes, es más que eficiente. Gracias a estos aspectos la empresa ha conseguidos millones de fanboys que, casi independientemente de sus acciones, siempre serán afines a sus productos. De hecho, es una de las marcas que más inspira e identifica al público, según los premios Brandjunkie. Porque, tal y como decía Stan Rapp, “concretar una venta es importante, pero lograr la fidelidad de los clientes es vital”. Si conseguimos esa fidelidad, los beneficios llegarán solos.

 

Vía| Posicionamiento Al Ries y Jack Trout, Planeación y estrategia.

Más información| TK Blog , Apple, El Posicionamiento.

Imágenes | Fuente propia.

RELACIONADOS