Tecnología y Social Media 


Cómo optimizar una página web de forma eficiente

Los aspectos fundamentales que todo internauta de pro debe conocer.

Internet: Ese gran mar de información

¿Cuántos blogs, foros, webs de marca e eCommerces hay pululando por la red? Probablemente muchos más de los que nos imaginamos. Ya no es solo fundamental tener una página web para ser alguien o darse a conocer en Internet, sino que es completamente necesario optimizarla para poder hacerse un hueco entre la enorme marea de páginas.

Las técnicas SEO (Search Engine Optimización, por sus siglas en inglés) – esa nueva moda del marketing online – ayudan a mejorar el posicionamiento de las páginas web dentro de ese ámbito. Aunque suene complejo, hay algunas prácticas que cualquier usuario puede implementar con un poco de información y los consejos adecuados.

 

Las claves para conseguir una web de 10

¿Por dónde empezar? Para optimizar correctamente una página web hay ciertos factores must:

  • La estructura interna de la web y el sistema de navegación dentro de la misma.
  • La velocidad de carga de la página en los diferentes navegadores.
  • La originalidad y la frescura del contenido: texto, imágenes, vídeos, etc.
  • La integración de diferentes redes sociales para que el contenido se comparta y llegue a nuevos usuarios.
  • El diseño: ¿La página está adaptada para móviles y tablets?
  • ¡Muy importante! Comprobar que la web está indexada en los motores de búsqueda más importantes (como Google).

Estos factores son solo un comienzo, ya que la optimización de una web debe ser constante y progresiva. Implementar cambios para mejorar el SEO es una tarea que lleva tiempo y análisis constantes.

 

¿Cómo saber si una web está optimizada?

Algunos de los factores nombrados no pueden comprobarse tan fácilmente de forma manual. Para ayudar a realizar estos análisis, existen diversas herramientas online y de escritorio. En ocasiones, el propio proveedor de alojamiento facilita estos análisis. Por ejemplo, en 1&1 ofrecen asesoramiento web para comprobar algunos de los aspectos clave de los que ya hemos hablado, como la velocidad, la estructura o la seguridad.

Algunas herramientas gratuitas que pueden ayudarte a analizar tu página internamente son Google Webmaster Tools y Screaming Frog. Aunque pueda parecer trabajo de expertos en SEO, existen numerosas herramientas en Internet para sacar todo el jugo posible a este tipo de software, tan desconocido todavía pero tan útil para analizar aspectos importantes como la cantidad de links rotos dentro de una web, los títulos de los diferentes posts o el peso de las imágenes.

Programas como estos son todo un lujo al alcance todos, aprovecharlos está es nuestra mano.

RELACIONADOS