Coaching Profesional, Reflexiones 


¿Cómo gestionar bien el tiempo?

 

El tiempo es nuestro recurso más valioso. Si aprendemos a gestionar mejor el tiempo, lograremos gestionar mejor nuestra vida, y eso se traduce en beneficios a todos los niveles. Por ello, la gestión del tiempo es también una herramienta de crecimiento personal.

Para poner al tiempo en tus manos, es importante saber separar lo que es importante en tu vida.

Para poner al tiempo en tus manos, es importante saber separar lo que es importante en tu vida.

Todos hemos deseado alguna vez que el día tuviera treinta horas. ¡O quizás más! Pero la realidad es que el día tiene veinticuatro horas y tenemos que aceptarlo. Ahora bien, lo que sí podemos hacer es aprender a gestionar mejor esas horas. Podemos aprender a hacer más y mejor en menos tiempo y sin caer en las garras del estrés. En otras palabras, podemos ser productivos y felices al mismo tiempo, y eso es lo que significa poner al tiempo en nuestras manos.

Hay cientos de técnicas para gestionar mejor tu tiempo, pero ninguna dará resultados óptimos si no partes de aplicar el principio siguiente: no hay nada más importante que lo importante. En otras palabras, si sabes separar lo que importa de lo que no, lograrás que el tiempo trabaje para ti, en lugar de trabajar tú para el tiempo. Lograrás robarle vida al tiempo sin que el tiempo te la robe a ti.

Pero, ¿cómo hacerlo? Para poder separar qué es lo importante de lo que no lo es, hace falta algún tipo de criterio. En realidad son dos criterios: la misión y la visión, a nivel personal. La misión da sentido a nuestra vida. Define para qué estamos en este mundo y proporciona una razón de ser a las cosas que hacemos. La visión es un sueño a largo plazo, que proporciona un rumbo a nuestra vida.

Con ambos elementos claros, disponemos de criterio para tomar decisiones importantes en la vida y, sin duda, para saber separar lo que de verdad importa. La forma de filtrar tareas es la siguiente: cualquier tarea que frene o detenga el avance hacia nuestra visión, o que entre en conflicto con nuestra misión personal, no es importante.

Cuando no sabemos separar lo que es importante, llegamos al final del día con la sensación de haber hecho cien cosas, pero con la frustración de pensar que nos quedan quinientas por hacer. Sin embargo, cuando separamos lo importante, terminamos el día con muchas menos tareas finalizadas, pero con la serenidad de saber que hemos hecho lo que es importante y no hemos desperdiciado el tiempo. Es un cambio que transforma la vida.

Y, ahora, lo más importante es llevar lo aprendido a la práctica.

 

 

Vía | El tiempo en tus manos (Grupo Planeta)

Más información | Psicología Práctica, La contra de La Vanguardia, ABC.es, ABC Punto Radio, Cadena SER, levante EMV, RNE, Radio ECCA

Video | Gestión del tiempo en Buenos Días Canarias (RTVC)

En QAH| Productividad personal (II): gestión del tiempo

RELACIONADOS