Economía y Empresa 


¿Cómo funciona la estrategia de ventas en tiempos de crisis?

Cuando se comienza un proyecto empresarial o se empieza a desarrollar un producto o servicio dentro de una empresa, se realiza un plan de negocio y estudios de mercado para ver la necesidad del público objetivo sobre aquello que se quiere realizar, estos planes o estudios son una parte que a nivel comercial resultan fundamentales, son el primer paso para prever el éxito de la empresa o de sus productos o servicios.

Tener una preparación en ventas, un plan y una organización comercial son fundamentales tanto en los casos en los que el cliente viene a nosotros, como en el caso en el que debemos ir a buscarlo. Según el tipo de productos o servicios que ofrezcamos, la venta tiene que ser más activa, es decir, que lo habitual sea que tengamos que salir a buscar a los clientes, o bien, el hecho de salir a buscar al cliente puede ser una opción complementaria a esperar a que vengan a nuestra oficina o negocio. Esta última opción es la que en este momento están tomando muchos negocios clásicos que antes esperaban a que viniese el cliente y ahora necesitan algo más para aumentar su facturación, como sucede en muchos comercios minoristas, que debido a la bajada de sus ventas, además de que los clientes acudan a sus negocios en busca de sus productos o servicios, han decidido también salir a buscar a los clientes.

Cuando acudir al cliente es la única opción que tiene una empresa si quiere asegurar o aumentar las ventas, la preparación y la organización comercial será muy importante y deberá ser completa, ya que los clientes potenciales pueden ser muy variados, se deben buscar los clientes adecuados, hay que contactar con ellos (mailing, puerta fría, telemarketing…), debe tenerse en cuenta una organización territorial y temporal para coordinar las reuniones que se consigan, se deben preparar las reuniones y posteriormente, se realice la venta o no, se debe hacer un seguimiento o mantener las puertas abiertas, fidelizando al cliente. Todo esto es fundamental para una buena organización comercial y por tanto para toda empresa que quiera vivir en un mercado tan cambiante y difícil como el actual.

Por tanto, cualquier empresa, se dedique a lo que se dedique, necesita en mayor o menor medida un plan y una acción comercial, podemos tener grandes productos o servicios, pero si no los ofrecemos convenientemente perderemos muchas oportunidades, oportunidades que ahora mismo nadie se puede permitir perder.

RELACIONADOS